Iberdrola apostará en 2014 por la red inteligente y reforzar las infraestructuras de distribución en Castilla y León

Cerca del 75% de la inversión prevista para el presente ejercicio, que superará los 50 millones de euros, se destinará al área de las redes eléctricas.

FUERTES RAÍCES EN CASTILLA Y LEÓN

 

Iberdrola es una empresa con fuertes raíces en esta comunidad autónoma, donde nació hace más de 100 años. Gracias a su firme compromiso con Castilla y León, la Compañía posee unos 5.930 megavatios (MW) de potencia, 50 parques eólicos, 236 subestaciones, más de 15.360 centros de transformación, unos 6.330 kilómetros de líneas de muy alta y alta tensión, más de 20.300 kilómetros de líneas de media tensión y cerca de 26.300 kilómetros de líneas de baja tensión. Su número de clientes asciende a 1,6 millones y sus empleados alcanzan la cifra de 1.200.

 

La Compañía ha cerrado el año 2013 con un impacto económico de 715 millones € en la región. El 60% de esta cantidad, 428 millones, corresponde a las compras y contrataciones de servicios realizadas en la comunidad a lo largo de 2013 a más de 800 empresas castellanoleonesas. Iberdrola ha destinado cerca del 70% de esta cuantía (302 millones euros) a suministradores de obras y servicios y otros 126 millones € a la adquisición de materiales.

 

Las inversiones realizadas en Castilla y León por Iberdrola han ascendido a 46 millones  y el impacto fiscal de la actividad económica que la Empresa desarrolla en la región ha alcanzado el año pasado los 164 millones, un 24,2% más que a lo largo de 2012

Iberdrola tiene previsto centrar sus esfuerzos durante 2014 en el desarrollo del proyecto de implantación de las redes inteligentes en Castilla y León, un despliegue que ha supuesto ya la reforma de más de 1.280 centros de transformación, la sustitución de alrededor de 220.000 equipos de telemedida y la instalación de 93 puntos de maniobra telemandados en líneas aéreas.

 

La compañía, que destinará al área de las redes de distribución de electricidad casi el 75% de toda la inversión, que superará los 50 millones, prevé mejorar este año, en el marco de dicha iniciativa, cerca de 1.775 centros de transformación y 321.000 contadores: 220 centros y 39.000 contadores en Ávila; 246 centros y 48.000 contadores en Burgos; 269 centros y 49.000 contadores en León; 104 centros y 9.000 contadores en Palencia; 397 centros y 63.000 contadores en Salamanca; 152 centros y 29.000 contadores en Soria; 222 centros y 42.000 contadores en Valladolid; y 164 centros y 42.000 contadores en Zamora.

 

El proyecto STAR (Sistemas de Telegestión y Automatización de la Red), que implicará una inversión de 195 millones € en la región hasta 2018, va a permitir no sólo la modernización de la infraestructura eléctrica de Iberdrola sino también impulsar la economía castellano y leonesa a través de contratos con empresas locales y una mayor contratación de personal cualificado.

 

Esta iniciativa, que arrancó en abril de 2012 en la capital salmantina y en noviembre en Burgos y León, ha comenzado a dar los primeros pasos también en la capital abulense, en Valladolid, en Zamora y en Soria.

 

Otra parte de la citada inversión servirá para que la empresa siga reforzando sus instalaciones tradicionales de distribución de cara a continuar mejorando la calidad de suministro que ya ofrece en esta Comunidad autónoma. De hecho, a lo largo del pasado año Iberdrola logró un TIEPI (Tiempo de Interrupción Equivalente a la Potencia Instalada) histórico en Castilla y León, muy similar al del ejercicio 2012, de 66,6 minutos.

 

Entre las iniciativas más destacadas en este ámbito que se llevarán a cabo en 2014 figuran la entrada en servicio de tres nuevas subestaciones: Cañadillas, en Salamanca, Buniel, en Burgos, y Magaz, en Palencia. Además, se prevé compactar, renovar o ampliar las de Soria, en la capital abulense; Medina de Rioseco, en Valladolid; Briviesca y Aranda, en Burgos; Molederos, en Palencia, y El Torrao, en Zamora, llevar a cabo una nueva línea de media tensión en Ávila (Puente Nuevo-Cebreros) y compactar el sistema de alta y media tensión en la subestación vallisoletana de Cañada de Puente Duero.

 

Por otro lado, la compañía prevé destinar el 14% del total de la inversión al área de las energías renovables, fundamentalmente para promover iniciativas medioambientales, como la conservación de la alondra ricotí en la provincia de Soria, y el 12% al negocio de generación, que cuenta con un proyecto destacado de I+D en la central térmica palentina de Velilla del Río Carrión. Se trata de una iniciativa que persigue reducir entre un 30% y un 60%, llegándose en algunos casos hasta el 80%, las emisiones de óxido de nitrógeno (NOx) a la atmósfera, disminuyendo así el impacto medioambiental. Además, Iberdrola realizará distintas actuaciones para rehabilitar equipos en las centrales y presas hidráulicas de la Cuenca del Duero.

 

 

PROYECTOS I+D, CULTURALES Y MEDIOAMBIENTALES

 

Las principales actuaciones impulsadas por la Cátedra Iberdrola de la Universidad de Salamanca han sido el lanzamiento de la pionera iniciativa de I+D Toma de datos, que ha creado un novedoso método de captura de información de instalaciones eléctricas en tres dimensiones mediante vehículos aéreos no tripulados, y el diseño de un revolucionario dispositivo que permitirá eliminar casi por completo las emisiones contaminantes en las centrales de generación de energía eléctrica y las plantas industriales, a través de la iniciativa denominada SIGMA.

 

Asimismo, y en el marco del Aula Iberdrola de la Universidad Pontificia de Salamanca, destacan el proyecto de optimización de los procesos de gestión de I+D+i y el denominado 3DHidro, basado en visitas virtuales a las centrales hidráulicas de la Compañía.

 

Dentro del programa de capital riesgo corporativo Perseo, cabe citar la inversión de 500.000 euros realizada junto con el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) en la empresa salmantina Arbórea Intellbird, que desarrolla vehículos aéreos no tripulados, aracnocópteros, que capturan información y que, entre otras aplicaciones, sirven para llevar a cabo la inspección y el mantenimiento de aerogeneradores.

 

 

AVANCES DEL PLAN ROMÁNICO ATLÁNTICO

 

Por otro lado, dentro del Plan Románico Atlántico desarrollado a través de la Fundación Iberdrola, y junto con la Secretaría de Estado de Cultura de Portugal y la Junta de Castilla y León, se han finalizado las obras de recuperación de las iglesias salmantinas de Nuestra Señora del Rosario, en Cerralbo; Nuestra Señora de la Asunción, en San Felices de los Gallegos; Yecla de Yeltes, así como la Ermita del Cristo de la Misericordia, en Hinojosa de Duero, y de las zamoranas Santa María Magdalena, en Cozcurrita; Santa Marina, en Sejas de Sanabria; San Juan, en Fermoselle; Pobladura de Aliste, y el Monasterio de Santa María, en San Martín de Castañeda. Además, se sigue trabajando en la iglesia de San Pedro de la Nave, en el municipio zamorano de El Campillo, y se está elaborando el plan de intervención en la iglesia de San Martin, en la capital salmantina. 

 

Por otro lado, la Fundación Iberdrola ha iluminado el interior de la Real Colegiata de Santa María La Mayor de Toro, en Zamora, y el exterior de la Iglesia de San Juan Bautista, en Aranda de Duero.

 

Finalmente, la compañía ha apoyado el Proyecto Migra de SEO/BirdLife, cuyo objetivo es estudiar las rutas migratorias de especies reproductoras en España a través de emisores vía satélite y geolocalizadores.