Hoy comienzan las visitas nocturnas en Ieronimus y Scala Coeli

En las Torres de la Catedral se ofrecerán cuatro pases durante los meses de julio, agosto y septiembre, que se prolongarán hasta el 12 de octubre. Mientras, el recorrido por las Torres de la Clerecía se podrá disfrutar en tres pases, sábados y domingos, durante los meses de verano.

INFORMACIÓN DE INTERÉS

 

Torres de la Catedral

Julio, agosto y septiembre (hasta el 12 de octubre), viernes y sábados, 4 pases  cada día:  20:00 h, 20:30 h, 21:45 h y 22:15 h

 

31 octubre, 1 de noviembre, 5, 6 y 7 de diciembre,  viernes y sábados, 4 pases  cada día:  20:00 h, 20:30 h, 21:45 h y 22:15 h

 

Del 13 al 30 octubre y del 2 al 30 de noviembre, sábados, 2 pases: 20:30 / 22:15 h

 

Precio: 6 euros

 

Límite de plazas: 30 personas; Duración : 1’30 h

 

Scala Coeli; Torres de la Clerecía

Tres pases diarios todos los viernes y sábados de los meses de verano.

 

Julio, Agosto y Septiembre. Viernes y sábados

 

3 pases: 22:00h, 22:30 y 23:00h.

 

Precio: 5 € visita (entrada gratuita menores de 12 años)

 

Limite de plazas: 25 personas; Duración de la visita: 45min.


 

El próximo fin de semana comienzan las visitas nocturnas que, por tercer año consecutivo y durante el periodo estival, el Ayuntamiento de Salamanca organiza en dos de los principales espacios patrimoniales: Ieronimus y Scala Coeli. El próximo viernes 4 de julio se dará inicio a estos recorridos que vienen a reforzar la oferta turística en verano.

 

CATEDRAL

 

Las visitas nocturnas en la Catedral, que ya se adelantaron este año a la primavera, ofrecerán cuatro pases (incrementando así los del pasado año), todos los viernes y sábados de julio, agosto y septiembre, que se prolongarán hasta el 12 de octubre. Para los puentes de noviembre y diciembre, se han establecido dos pases, los sábados.

 

“Mientras la Catedral duerme…”  es el título de esta visita guiada, de una hora y media de duración, llena de sorpresas, que permiten al visitante realizar un interesante recorrido por las diferentes estancias de la exposición documental, con el atractivo añadido de disfrutar de las panorámicas nocturnas desde las terrazas de la torre Mocha y la terraza norte.

 

La subida a Ieronimus en horario nocturno incorpora también la Sala del Reloj y la del cuerpo de Campanas, que ofrece la posibilidad de contemplar las piezas de la maquinaria original del reloj de la torre y un cuidado audiovisual, que permite adentrarse en el llamado “Tiempo de las Catedrales” convierten la Sala del Reloj en un espacio único. La Sala del Cuerpo de Campanas permite por su parte contemplar la ciudad desde su punto más alto, la torre de las campanas con sus 92 metros —la segunda torre histórica más alta de España tras la Giralda— y hacerlo en las cuatro direcciones. Asimismo, la cercanía permitirá participar además en una “llamada de campanas”. Y obtener como regalo de la Catedral “un toque de campanas personalizado”, enviándolo al correo electrónico a través de una pantalla táctil.

 

Desde los grandes huecos que albergan las campanas se abre al visitante la oportunidad de contemplar impresionantes vistas sobre el conjunto catedralicio, la ciudad de Salamanca y la vega que la rodea. Una original y llamativa  ambientación de luz y sonido completa el atractivo de estas visitas

 
SCALA COELI

 

El recorrido turístico por las torres de la Clerecía, de 45 minutos de duración, tendrá lugar en tres pases, todos los viernes y sábados de los meses de julio, agosto y septiembre. La visita se inicia en el zaguán del Colegio; la proyección de un audiovisual ofrece al visitante un primer punto de partida en la visita, con imágenes de la construcción del edificio y los arquitectos.

 

Tras la subida por la Escalera Noble, se accede a los matroneos o tribunas, desde cuyos balcones se visita el interior de la Real Clerecía de San Marcos, destacando el primer balcón, al que el visitante tendrá acceso, y su proximidad al altar mayor y su magnífico retablo barroco.

 

Este espacio está dividido en tres salas. El recorrido continúa por la escalera de acceso a las dos torres de la iglesia. La subida por la escalera, denominada del campanero, totalmente restaurada, está ambientada con una intervención de luz y sonido, que entretiene al visitante.

 

Ya en las torres, se accede al cuerpo de campanas y se divisan diferentes perspectivas de la ciudad, con el atractivo de la luz nocturna.

 

El tránsito entre ambas torres permite una visión única de Salamanca, con su Catedral al fondo, la Plaza de Anaya y otros edificios de la Universidad de Salamanca, panorámicas singulares para el visitante.