Hollande proclama su victoria diciendo que el pueblo ha elegido "el cambio"

Hollande se impondría así al actual presidente y candidato de la Unión por un Movimiento Popular (UMP), Nicolas Sarkozy
El presidente electo de Francia, el socialista François Hollande, ha señalado en su primer discurso tras su triunfo en las elecciones presidenciales que el pueblo ha elegido el "cambio" para dar a "la construcción de Europa una dimensión de crecimiento, empleo y prosperidad" y asegura que será el presidente de "todos" los franceses.

Hollande ha conseguido el 50,83 por ciento de los votos frente al presidente saliente, Nicolas Sarkozy, que ha obtenido el 49,17 por ciento de acuerdo con los primeros resultados oficiales de la segunda vuelta de las elecciones presidenciales.

El presidente electo ha asegurado en su discurso en Tulle, al sur de París, que la sociedad francesa tiene "importantes deberes" que cumplir, como la preservación del modelo social, la igualdad de todos los territorios franceses y "la reorientación de Europa hacia el empleo, el crecimiento y el futuro". Hollande ha señalado que quiere ser juzgado por la defensa de la justicia y haber dado oportunidades a los jóvenes.

"Europa nos mira, estoy seguro que en muchos países europeos el resultado (de las elecciones presidenciales) ha supuesto un alivio, una esperanza, la idea de que finalmente la austeridad no puede ser inevitable", ha reconocido el presidente electo.

"Y en adelante, será mi misión, dar a la construcción de Europa una dimensión de crecimiento, empleo y prosperidad. Es lo que diré todo lo que pueda a mis socios europeos y especialmente a Alemania debido a la amistad que nos une", ha indicado en el discurso.

Hollande ha asegurado que será el presidente de "todos" ya que no habrá "dos Francias, sino una sola nación" ya que "todos los franceses serán tratados con los mismos derechos y deberes". "Estoy orgulloso de haber sido capaz de generar esperanza", ha indicado Hollande, asegurando que "el cambio comienza ahora".

"Me comprometo a servir a mi país con la abnegación y la ejemplaridad que requiere dicha función", ha señalado. Hollande también ha tenido algunas palabras para el presidente Sarkozy como presidente los últimos cinco años. "Se merece todo nuestro respeto", ha indicado.

"Somos Francia y como presidente de la República soy el encargado de defender los valores del país: la paz, el respeto, la capacidad de dar al pueblo la posibilidad de liberarse de la dictadura", ha asegurado el presidente electo. "El seis de mayo será una gran fecha para nuestro país, un nuevo comienzo para Europa, una nueva esperanza para el mundo", ha añadido.