“Hay una parte emotiva grande pero mantendremos el tipo”

 
T. S. H.

Vicente del Bosque atendió a los medios nada más llegar a Salamanca, su ciudad donde vuelve con la emoción lógica de jugar en casa, aunque reconoció que ha vivido partidos en los que ha pasado más nervios. “Hay un aspecto sentimental, emocional porque hay muchos recuerdos pero a partir de ahí es un partido importante como casi todos los que juega la selección pero todos sabéis que en el Mundial tuvimos partidos de gran tensión. Sí es cierto que hay una parte emotiva grande pero creo que mantendremos el tipo, no hay ningún problema”, comentó.

Ha venido a lo que ha venido, a disputar un partido de fútbol y por eso las celebraciones o las visitas a amigos quedan, por ahora, aparcadas. “No hay tiempo para visitar a nadie, venimos a jugar un partido importante y lo que deseamos es conseguir tres importantes puntos para la fase de clasificación. La afición de Salamanca se está volcando y lo hará mucho más durante el partido, esperemos devolverle todo el cariño con el mejor fútbol que podamos desarrollar”. Enfrente Lituania, contra quien asegura no hay que concienciar de una manera especial a sus jugadores. “Hasta marzo no reanudamos esta competición y queremos estar en una buena situación. Son dos partidos clave para nosotros”. Motivación no faltará si hay que buscarla en el respaldo que obtendrán. “Lo que más seguro tenemos es que el campo del Helmántico, como en Glasgow el miércoles estarán a rebosar y tendremos un ambiente extraordinario y esto también motiva al jugador. Poder desarrollar su profesión ante tanta pasión. Esperamos estar a la altura en ambos partidos”.

Echando la vista atrás, rememora aquel encuentro que jugó con la selección nacional en el Helmántico en 1978. Recuerdos quedan pocos. “Han pasado 32 años de aquel partido y ganamos 5-0 y fue un día bonito que compartí con jugadores que estuvimos varios años juntos y entre los que estaba nuestro presidente”.

Habló de Xavi y su ausencia. “Conocíamos sus problemas desde hace tiempo y su situación era insostenible como para que todos pusiéramos de nuestra parte. Su valor es indudable porque es uno de los mejores y trataremos de que se note su ausencia lo menos posible”. Sobre su sustituto dijo: “No hay que buscar otro Xavi porque eso es imposible pero buscaremos dentro de las alternativas que hay”.