Habemus Presupuesto

Pleno en la Diputación (Foto:F.Rivas)

El pleno de la Diputación aprueba inicialmente las cuentas para 2016. El documento cuenta con el respaldo del PP, la abstención de PSOE, y los votos en contra de C's y Ganemos.

El pleno de la Diputación de Salamanca ha aprobado inicialmente el presupuesto de 2016 con el voto a favor del Grupo Popular, que conforma el equipo de Gobierno y que dispone de mayoría absoluta, con la abstención de los diputados socialistas y con la oposición de Ciudadanos y Ganemos.

 

Respecto a la abstención de los representantes del PSOE en la propuesta de los populares, la portavoz de la formación socialista, Carmen García, ha dicho que no podían aprobar el documento al no incorporarse todas las propuestas defendidas por su grupo.

 

No obstante, tampoco han votado en contra después de llegar a un acuerdo con los representantes del PP para incorporar dos de ellas y la voluntad de incorporar otras tres a lo largo del año con los fondos de superavit, tal y como han explicado Carmen García y los populares Carlos García y Chabela de la Torre.

 

En concreto, sobre la propuesta del equipo de Gobierno, la vicepresidenta y delegada del área de Economía y Hacienda, Chabela de la Torre, ha comenzado diciendo que el trámite de elaboración ha sido “impecable” y ha ironizado con las propuestas de los tres grupos sobre un presupuesto para 2016 que “no está inflado”.

 

De esta forma, la Diputación ha dado inicialmente el visto bueno a un documento que contempla 96.713.851 euros de gastos e ingresos, y que sube hasta los 105.712.981 euros en los dos lados de la balanza si se incorporan los presupuestos de los organismos autónomos dependientes de la Administración Provincial.

 

Dentro de las cuantías específicas para La Salina, el 30 por ciento de los 96 millones será para el área de Fomento y el mismo porcentaje para Bienestar Social, el 16 por ciento será para Presidencia, el ocho para Economía y Hacienda, y siete Organización y Recursos Humanos.

 

Y para la incorporación de las dos enmiendas socialistas aprobadas, con el objetivo de cuadrar cuentas, Chabela de la Torre ha destacado que su propuesta incluirá finalmente una dotación de 100.000 euros para la limpieza de cauces y el incremento de 500.000 a 700.000 euros la partida para la recuperación de caminos municipales, unos 300.000 euros que se retirarán de los pagos anticipados de deuda.

 

PSOE

 

En esa intervención previa de la portavoz del Grupo Socialista, Carmen García, ha criticado la tramitación “tardía” de presupuestos, que“corre el riesgo de convertirse en costumbre”, lo que supone una presentación “precipitada, farragosa” y que “impide” la labor de los grupos de oposición.

 

Sobre el documento, con “los mismos programas y sin ninguna novedad”, García ha dicho que cuenta con partidas “irreales”, que luego “no ejecutan”, y, además, que son “no fiables” debido a las modificaciones de crédito que luego “acostumbran” a ir aprobando a lo largo del ejercicio.

 

Por su parte, la socialista ha presentado una enmienda con diez propuestas que su grupo considera “mínimas” para “afrontar los problemas con las que se encuentran los vecinos de la provincia”, como la petición de un “mayor compromiso” para que todas las subvenciones se efectúen “bajo los más estrictos criterios de objetividad”.

 

Dentro de esas peticiones, Carmen García también ha insistido en un aumento del 30 por ciento en el plan de empleo rural, la creación de un plan de redes de abastecimiento de agua por la antigüedad de las tuberías e implantar un programa sobre la incorporación definitiva de nuevas tecnologías en cualquier punto de la provincia, junto a iniciativas para mejorar los caminos o las carreteras.

 

La diputada socialista, que después ha conocido en el pleno que el equipo de Gobierno incluirá algunas de estas enmiendas como la de incrementar las partidas para la mejoras de caminos y la de dotar con 100.000 euros las tareas de limpiezas de cauces, ha concluido su presentación de propuestas en el pleno de La Salina con el deseo de que la Institución esté “al servicio” de los ayuntamientos y de los vecinos.

 

CIUDADANOS

 

En cuanto a Ciudadanos, el portavoz de su grupo, Manuel Hernández, ha dicho que “no puede ser” que el 62 por ciento del presupuesto sea para afrontar gastos de plantilla y de gestión interna y “poco más de un 10 por ciento” para inversiones.

 

Durante su intervención, antes de presentar sus enmiendas, Hernández ha destacado que los municipios quieren de la Diputación “buenos servicios” y, frente a ello, el equipo de Gobierno aboga por un presupuesto que es “una mala copia del anterior”.

 

En cuanto al futuro, el diputado de Ciudadanos ha dicho a los representantes del equipo de Gobierno que, a pesar de su “mayoría” y de “aplicar el rodillo”, “van a necesitar más que destruir documentos y mandar información fuera de plazo” con una actitud “caciquil y déspota”.

 

Asimismo, Hernández ha criticado la “irresponsabilidad política” del Grupo Popular por haber mandado información sobre presupuestos a las 10.20 horas cuando el pleno empezaba a las 11.30 horas, y que presenten una propuesta de presupuestos con falta de “transparencia y derroche de fondos públicos, que deberían llegar a los municipios”.

 

En las enmiendas, ha insistido en iniciativas como las de ampliar las cuantías para reparar los caminos municipales, un plan de medios “equitativo”, realizar inversiones “directas” en municipios de la provincia, mejoras en la escuela rural y suprimir gastos “superfluos” en la feria agrícola y ganadera.

 

GANEMOS

 

Por su parte, el portavoz del Grupo de Ganemos, Gabriel de la Mora, quien se ha opuesto al igual que el resto de la oposición en el proceso para elaborar los presupuestos, ha mostrado su discrepancia con la propuesta del equipo de Gobierno.

 

De la Mora ha presentado 32 propuestas con el fin de “trabajar sobre ellas en los próximos meses” e incorporarlas al documento, además de mostrar su malestar por tener partidas “sobredimensionadas”, de las que ha dicho que se presupuestan y que luego no se ejecutan.

 

Entre las 32 enmiendas ha incidido, por ejemplo, en las de reducción del 30 por ciento de los salarios de los diputados, la de bajada también de los gastos protocolarios o la de eliminar organismos autónomos con la reorganización de servicios.

 

También, ha criticado la “ausencia de un balance social” en la Diputación y ha leído propuestas de Ganemos como una “mejor gestión del patrimonio” o contemplar los “gastos judiciales” por casos como el “recientemente fallado” por el despido “ilegal” de los trabajadores de Ifesa.

 

Asimismo, ha abogado por no asumir pagos anticipados de deuda para promover la “inversión directa” en los municipios, la reducción de duplicidades burocráticas o ampliar la caja de cooperación para “mejorar la liquidez de los municipios”.

 

En otros ámbitos, ha dicho que la democracia “no se entiende sin libertad de prensa” y ha pedido un plan de medios profesionales “transparente y equitativo”, en el que mantendría su cuantía, además de promover un plan para “medios de comunicación alternativos no profesionales”.

Noticias relacionadas