Goleada 'Real' para el Madrid

El Madrid fue superior a la Real desde el minuto 1 hasta el 90. Por tierra y por aire. Un auténtico ciclón. Cristiano firmó tres de los cinco goles.

 

 

FICHA TÉCNICA

 

REAL MADRID: Diego López; Carvajal, Varane, Pepe, Arbeloa; Xabi Alonso (Illarramendi, min.70), Modric, Khedira (Isco, min. 77); Bale, Cristiano y Benzema (Morata, min 80).

 

REAL SOCIEDAD: Bravo; C.Martínez (Ansotegi, min.59), Íñigo Martínez, Mikel González, José Ángel; Elustondo (De la Bella, min.46), Bergara; Vela, Xabi Prieto, Griezmann y Seferovic (Zurutuza, min 46).

 

GOLES:

 

   1-0, min. 12, Cristiano Ronaldo.

 

   2-0, min. 18, Benzema.

 

   3-0, min. 26, Cristiano Ronaldo.

 

   4-0, min. 36, Khedira.

 

   4-1, min. 61, Griezmann.

 

   5-1, min. 76, Cristiano Ronaldo.

 

 ÁRBITRO: Martínez Munuera (C. Valencia). Amonestó a Mikel González (min.75) por parte de la Real y a Pepe (min.28) y Arbeloa (min.53) por parte del Madrid.

 

ESTADIO: Santiago Bernabéu.

El Real Madrid se ha impuesto a la Real Sociedad por un contundente 5-1 en su partido correspondiente a la jornada número 13 de la Liga BBVA, en un encuentro en el que Cristiano Ronaldo sumó tres goles más y en el que al equipo de Ancelotti le bastó medio partido para pasar por encima de la Real Sociedad.

 

Con esta victoria, el Real Madrid suma 31 puntos y mete presión al Barça y al Atletico de Madrid, que este domingo tienen dos difíciles visitas al Benito Villamarín y a El Madrigal, respectivamente. La Real, por su lado, ve frenada su buena racha de resultados en Liga y cierra una aciaga semana en la que ha quedado prácticamente eliminada de la 'Champions' y se ha llevado un severo correctivo del Bernabéu.

 

Porque este ha sido, posiblemente, el primer gran partido completo del Madrid desde que llegó Carlo Ancelotti. Inmerso en la búsqueda de la excelencia futbolística, Ancelotti parece que ha dado con la tecla. Porque esta vez, el Madrid no consiguió solo el resultado, sino que llegó a él por la alfombra roja. El Madrid fue superior a la Real desde el minuto 1 hasta el 90. Por tierra y por aire. Un auténtico ciclón.

 

Una de las claves del partido de este sábado es el haber encontrado, al fin, un centro del campo de su gusto. Xabi, Khedira y Modric se asientan como titulares y lo hacen cargando de razones al italiano. Por orden de rango, Xabi Alonso dio una auténtica exhibición. La enésima. Arrasate le puso a su tocayo Prieto encima para que evitara que el balón saliera con fluidez, pero el de Tolosa dio un clinic de salida de balón y de esos cambios de orientación en los que el balón hipnotiza al que sigue su trayectoria. En el 70, le dio el relevo a Illarramendi con el trabajo hecho.

 

De uno de esos lujos de Alonso, nació el primer gol. El '14' envió el balón a Benzema, el francés asistió a Cristiano y el portugués fusiló a Bravo. En tres toques (cinco, contando los controles), el balón cambió dos veces de banda hasta que Cristiano hizo el decimocuarto gol liguero. El decimoquinto vendría después. Y el decimosexto también. En noviembre, el '7' lleva ya 24 goles en competición oficial con el Madrid. Asusta pensar en la cifra de mayo.

 

Los dos siguientes tantos tuvieron su origen en Luka Modric. El croata se ha hecho un hueco en el equipo titular sin hacer ningún tipo de ruido. Solo con trabajo y clase, el croata ha dejado fuera del once tipo a Isco. En el 2-0 y el 3-0 Modric estuvo en el origen de la jugada. Primero se aprovechó Benzema. El croata encontró a Cristiano y éste le sirvió a Benzema el gol casi en bandeja de plata. El francés sigue cogiendo moral a base de goles. Ya no solo se le puede elogiar lo intangible, también empieza a acumular los goles. Y lo más noticioso, el cariño del Bernabéu, que le despidió entre aplausos.

 

En el tercer gol, Modric encontró a Cristiano y éste forzó un penalti para hacer el gol número quince en Liga. Para redondear la fiesta de los primeros 45 minutos, el tercer vértice del triángulo del centro del campo, Khedira, hizo el cuarto. En su condición de todocampista, el alemán se asomó una vez al balcón del área y Gareth Bale le encontró para redondear una gran primera parte. Khedira no tiene la calidad de Modric o Alonso pero su labor es infatigable y encima cada vez hace más y mejores cosas con el balón.

 

GRIEZMANN MAQUILLA Y CRISTIANO REDONDEA LA GOLEADA

 

El Madrid dio por finalizado el partido en el minuto 45. La segunda parte se la tomó como un tránsito. Trató simplemente de dormir el partido y dejar que pasasen los minutos. Y esta vez no hubo conato de remontada pero la 'siesta' volvió a venir con pesadilla. Esta vez fue solo pequeña. Uno de los jugadores más en forma de la Liga, Griezmann, dejó su sello en forma de vaselina tras un fallo de la defensa del Madrid.

 

Fueron las migajas lo que le quedaron a un equipo, la Real, que no fue en el Bernabéu ni la sombra del equipo que el año pasado exprimió al Madrid hasta el extremo. Superado desde el inicio, solo el citado Griezmann, la electricidad de Vela y el temple de Xabi Prieto le dieron un toque de color a un partido que no le venía en el mejor momento. Tras la paliza física del martes en Anoeta, visitar al Madrid no era la mejor terapia.

 

Sin Ramos, ni Marcelo ni Coentrao, el Madrid no pasó problemas pero se evidenció que la zaga sigue siendo el aspecto a mejorar en el Madrid. Varane se asienta, su rodilla también, a la espera de que Ramos llegue a su plenitud física y se zanje el debate de una manera natural. Mientras eso llega, el Madrid sigue sin finalizar un partido sin encajar goles. Algo que ahora no es importante, pero lo será cuando los títulos estén en juego.

 

Con el 4-1 el Madrid espabiló y el resto del partido se pasó entre aplausos. Ancelotti le regaló al Bernabéu la ocasión de ovacionar a Alonso, Isco y Morata, y Cristiano Ronaldo se regaló a sí mismo un 'hat-trick' con un golazo de falta que puso el broche final a la exhibición del Real Madrid. Tres puntos más para el conjunto blanco antes del parón de selecciones, a la espera de que el Barça y el Atleti fallen.