Gaspar Zarrías lamenta la celeridad con la que el Gobierno pretende aprobar la reforma de la Administración Local

Gaspar Zarrías saluda a Enrique Cabero en Mozárbez (Foto:F.Rivas)

El socialista lamenta las prisas para una ley que es un paso más, según él, para el desmantelamiento del "Estado del Bienestar"

El secretario federal de Política Municipal del PSOE, Gaspar Zarrías, ha lamentado en Mozárbez (Salamanca) la celeridad con la que el Gobierno pretende aprobar  la reforma de la Administración Local.

 

Según sus cálculos, los representantes del Ejecutivo “van a impedir que el plazo de tramitación de la ley sea el ordinario, la tropelía va a ser de tal magnitud que a mediados del mes de diciembre, algo tan importante como la ley que rige la organización territorial de los municipios de este país, se va a aprobar en dos meses, cuando una ley de estas características merece un trabajo tranquilo, sosegado, de debate, de consulta, de análisis”.

 

Zarrías ha criticado que esta nueva normativa podrá estar publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE) antes del 18 de diciembre con la intención de que esté aprobada antes del inicio del nuevo año “por los compromisos con Bruselas”.

 

Sobre esta reforma, el secretario federal socialista ha insistido en que es “un paso más” del Gobierno “para el desmantelamiento del estado del bienestar”, ya que “no se trata de reordenarlos sino de dejar de prestarlos”.

 

En palabras de Zarrías, los servicios sociales acabarán “dejándose de prestar” porque se “privatizarán”,  supondrán un mayor coste y  serán “menos eficaces”, además de suponer “una pérdida de empleo brutal”.

 

Asimismo, ha lamentado que se hable de reducir déficit de los ayuntamientos de los pequeños municipios, porque “es mentira”, puesto que los consistorios municipales “han cumplido” con los objetivos de déficit, y los que tienen mayores deudas no son los afectados por estas medidas – los menores de 20.000 habitantes- sino los de grandes ciudades como Madrid, Barcelona, Valencia o Sevilla.

 

Finalmente, Zarrías, quien ha estado acompañado en Mozárbez por el secretario provincial del PSOE en Salamanca, Fernando Pablos, y alcaldes concejales socialistas de la provincia, ha hecho hincapié en que de aprobarse la normativa será “un lío” y las nuevas condiciones serán “inaplicables” en un primer momento.