García anuncia nuevos trabajos en la Catedral de Burgos para realizar una primera consolidación de los relieves del trasaltar

La consejera de Cultura y Turismo ha destacado la importancia y la necesidad de este tipo de convenios que permiten llevar a cabo proyectos como éste
La colaboración público-privada ha hecho posible una nueva intervención en el patrimonio de Castilla y León. La consejera de Cultura y Turismo, Alicia García, ha destacado la importancia y la necesidad de este tipo de convenios, que permiten llevar a cabo proyectos como el realizado en la Catedral de Burgos. En este caso, dicha colaboración ha unido a la Junta de Castilla y León, Banco Santander y Arzobispado de Burgos en la restauración finalizada en la fachada norte de la Catedral, y que tendrá continuidad en las intervenciones que se pondrán en marcha en el trasaltar.

La consejera de Cultura y Turismo, Alicia García, ha visitado junto con representantes del Banco Santander y del Arzobispado de Burgos las obras finalizadas con la restauración de paramentos y cubiertas de la fachada norte de la Catedral de Burgos. La obra se puso en marcha en 2010 gracias a un convenio de colaboración entre la Junta de Castilla y León, el Banco Santander y el Arzobispado de Burgos.

Alicia García ha resaltado la importancia y la necesidad de la colaboración público-privada para poder realizar este tipo de intervenciones en el patrimonio de Castilla y León. Asimismo, ha anunciado que la colaboración entre Junta de Castilla y León, Banco Santander y Arzobispado de Burgos no termina aquí, sino que, en el marco del convenio existente, se ha acordado entre las tres partes continuar con la colaboración en un Proyecto Cultural que realizará una primera consolidación encaminada a detener el deterioro de los relieves del trasaltar de la Catedral.

Se contempla que los trabajos en el trasaltar se realicen entre los años 2012 y 2013. Para ello, está prevista una inversión de 253.000 euros, que serán financiados al 50 % por el Banco Santander y el resto, de forma paritaria por la Consejería de Cultura y Turismo y por el Cabildo de la Catedral de Burgos.

La consejera de Cultura y Turismo se ha referido a que la situación actual impone un momento de reflexión y de búsqueda de nuevas fórmulas de gestión del Patrimonio Cultural que tengan en cuenta la responsabilidad de todos los agentes sociales en la necesidad de cuidar los bienes desde una óptica de sostenibilidad en la intervención pública y de búsqueda de fórmulas de mecenazgo. Alicia García ha resaltado que el Patrimonio Cultural es un elemento básico de la identidad de Castilla y león y un activo fundamental como recurso alternativo para el fomento de un empleo estable y de calidad.

Las obras anunciadas en el trasaltar de la Catedral de Burgos darán continuidad a las finalizadas ya en la fachada norte. Las actuaciones finalizadas se han centrado en la restauración completa de toda la envoltura exterior de la catedral en su zona norte. Así, en las cubiertas se ha resuelto el problema de entrada puntual del agua de lluvia en algunos puntos de las capillas de Santa Tecla y Santa Ana. En las fachadas, se han restaurado las fábricas exteriores y las vidrieras correspondientes, dos en la capilla de Santa Ana y cuatro de la capilla de Santa Tecla. Con la restauración de la fachada se recupera la unidad potencial y calidad estética del edificio, sin ocultar las huellas del paso del tiempo.

La inversión realizada en esta restauración de la fachada norte ha sido de 708.376 euros, de los cuales, 300.000 han sido aportados por el Banco Santander y 408.379 por la Junta de Castilla y León, gracias al citado convenio firmado en 2010.

Desde el año 2003, la Junta de Castilla y León ha invertido más de 900.000 euros en la conservación de la Catedral de Burgos, y más de 8 millones y medio de euros desde 1984, año en el que la Catedral fue declarada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad.