Ganemos, obligado a deambular por el Ayuntamiento para poder dar una rueda de prensa

El concejal de Ganemos Gabriel Risco, en una sala donde tuvo que improvisar su rueda de prensa. Foto: F. Oliva

El Ayuntamiento retrasa la preparación de una sala de prensa y la falta de espacio en la sala de comisiones lleva al concejal Risco a llevarse a un grupo nutrido de periodistas a otra sala para dar una rueda de prensa de pie, sin sillas ni mesas y de manera improvisada.

La entrada de cuatro grupos políticos en el Ayuntamiento va a obligar a introducir cambios sobre lo que era habitual, pero el equipo de Gobierno no parece tenerlo en sus prioridades a pesar de que la necesidad de algunos es más que evidente. Es el caso de la urgencia de contar con más espacios para el trabajo de los grupos y, concretamente, para que atiendan a los medios de comunicación. Algo casi urgente si se quieren evitar escenas como las de este jueves.

 

Hasta la pasada legislatura, con dos grupos municipales y un funcionamiento muy rutinario, no ha habido problemas para que la sala de comisiones se usara, también, como sala de prensa para el único grupo de la oposición. Las reuniones de las comisiones informativas solían ser rápidas porque la mayoría absoluta así lo propiciaba y con solo dos grupos las intervenciones eran limitadas. Pero ahora la situación es diametralmente opuesta. Los grupos tienen más personal, generan más actualidad informativa y también mayor actividad en la corporación. Al convocar las comisiones con similar espacio de tiempo no se cumplen los horarios. Y la oposicíon sigue constreñida a una limitada disponibilidad de espacio.

 

Este jueves, por ejemplo, las comisiones informativas acumularon mucho retraso. El intenso debate en la de contratación, en la que los grupos de la oposición 'tumbaron' dos propuestas del equipo de Gobierno, generó una hora de retraso que se arrastró a las siguientes, incluyendo una comisión de Hacienda extraordinaria en la que hubo que dar muchas explicaciones. El problema es que se celebran en la sala de comisiones, que es la que tiene la oposición para otra tarea incompatible: dar las ruedas de prensa.

 

Como quiera que a las 11.00 horas había una convocatoria de Ganemos y las comisiones no habían terminado, el concejal Gabriel Risco tuvo que pedir mil disculpas a los representantes de los medios de comunicación citados y, al final, un numeroso grupo de periodistas y el concejal tuvieron que marcharse a una sala en la primera planta y hacer una rueda de prensa en una sala sin sillas ni mesas después de recorrer medio edificio del Ayuntamiento para poder celebrar la convocatoria.

 

La situación ha generado algunas quejas de los periodistas a los grupos políticos y también de los concejales de la oposición al equipo de Gobierno. "Instaremos al responsable de régimen internior (el concejal Fernando Rodríguez) porque este ayuntamiento se merece una sala de prensa para no andar así", ha explicado el propio Riesco.

 

Desde el primer día de trabajo, hace más de dos meses, los grupos de la oposición han pedido de manera unánime una sala de prensa institucional en un lugar diferente al de la sala de comisiones para poder atender a los medios en igualdad de condiciones con el equipo de Gobierno. El PP se reserva para las convocatorias de alcalde y concejales el salón de reinas y otras salas de prensa en edificios municipales, mientras para la oposición no queda más que una sala de comisiones que está junto a los despachos de dos grupos, por lo que es habitual que concejales salgan de sus lugares de trabajo mientras los de otro signo político comparecen.

 

El equipo de Gobierno asegura que próximamente se harán obras para habilitar un nuevo espacio, pero ha preferido priorizar otras decisiones, como la de cambiar al PSOE de sus despachos habituales a otros más pequeños; o cambiar el reglamento orgánico para tener una dedicación exclusiva más y poder gastar para todos los grupos hasta 420.000 euros en personal y esos sueldos en dedicación plena o parcial.