Galán coge el mando

Ha tomado posesión en un acto protocolario en el que ha prometido "dedicación, entusiasmo, afán y trabajo"
El ingeniero de montes Javier Galán Serrano ha tomado posesión de su nuevo cargo, subdelegado del Gobierno en Salamanca, con la promesa de aportar “dedicación, entusiasmo, afán y trabajo” en los cometidos a los que tenga que hacer frente desde su nueva responsabilidad.

En el acto de juramento del cargo ha estado acompañado por numerosas autoridades políticas y sociales de Salamanca, además de familiares y amigos. Ante ellos ha señalado que afronta la misión encomendada con el propósito de “cumplirla adecuadamente”.

Asimismo, ha manifestado que será subdelegado después de 35 años de antigüedad en la Administración y desde la base de que “ama profundamente” Salamanca, la tierra que le vio nacer y que ha recorrido en la amplitud de su provincia como ha querido destacar durante su intervención.

Entre los presentes ha estado el delegado del Gobierno en Castilla y León, Ramiro Ruiz Medrano, quien ha señalado que el nombramiento de Javier Galán se debe a que es una persona “pegada al territorio” que ha de ser “interlocutor básico y fundamental de la sociedad de Salamanca”.

Sobre esta “misión especial”, Ruiz Medrano ha valorado de Galán que conoce “muy bien” la provincia y sus gentes y que ya se ha dedicado “en cuerpo y alma” en las responsabilidades que ha tenido en la Administración pública. Por estos motivos, el Gobierno le ha acogido en el cargo “con los brazos abiertos”, ha añadido.

El presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, el alcalde de Salamanca, Alfonso Fernández Mañueco, senadores, diputados nacionales y representantes de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado han sido otros de los asistentes a la toma de posesión, que ha tenido lugar en la sede central de la Subdelegación del Gobierno en Salamanca.