Fracaso en la gestión del Albergue Lazarillo de Tormes en Salamanca

(Foto: web oficial)

El ayuntamietno de Salamanca reconoce que el modelo no funciona y tratará de impulsar otro que dé resultados y no continuas pérdidas como hasta ahora.

El albergue juvenil Lazarillo de Tormes va a cambiar su modelo de actuación, enfocado a reducir el espacio destinado a alojamiento y a ampliar los servicios que se prestan a los jóvenes.

 

La crisis económica y la competencia hotelera hacen inviable el actual modelo de gestión y explotación por lo que se están estudiando diversas actuaciones.

 

En este sentido, el Ayuntamiento ha aprobado la finalización anticipada del contrato de gestión y explotación del albergue juvenil Lazarillo de Tormes, adjudicado en noviembre de 2010 a la empresa AZATRES, S.L.

 

La finalización se produce a petición de la empresa adjudicataria que incurre en constantes pérdidas ante el descenso de reservas de los alberguistas consecuencia de la crisis económica y de la competencia por parte de la amplia oferta de hoteles de la ciudad, que ofrecen en algunos casos alojamiento a precios por debajo de los del propio albergue.

 

La empresa AZATRES S.L. continuará explotando el albergue hasta que se produzca la nueva adjudicación del contrato, que se licitará bajo otro modelo de gestión, que incluirá además del alojamiento, la prestación de distintos servicios a los jóvenes relacionados con el asociacionismo juvenil, el emprendimiento empresarial y las nuevas tecnologías.