Fin a la polémica: Alexis Rodríguez no corrió con los élites

El duatleta, disfrazado de árbitro en la San Silvestre (Foto: Zoes)

Desde que el exciclista profesional declarara públicamente que iba a disputar la San Silvestre, numerosas críticas arreciaron sobre su figura, tras los hechos de 2014. Al final, el duatleta disputó la carrera disfrazado junto a los púgiles del club Knock Out de Salamanca

Alexis Rodríguez ha estado un año exacto -desde la pasada San Silvestre- señalado por los 'runners' salmantinos. Primero porque le acusaban de haberse descolgado de la cabeza en la edición de 2014 tras conocerse que se iba a realizar un control antidoping -fue una inocentada de la organización- y segundo, tras ser detenido en marzo en el marco de una operación contra el dopaje.

 

El duatleta de orígenes salmantinos, aunque nacido en Francia, decidió marcharse al país vecino durante unos meses hasta que pasara el terremoto que sacudió su vida.

 

Sin embargo, hace pocas semanas, Rodríguez anunciaba en sus redes sociales que volvía dispuesto a correr la San Silvestre salmantina, por lo que la polémica ya estaba servida. Muchos atletas han sido profundamente críticos con él y se preveía un conato de enfrentamiento verbal entre ellos y Alexis se decidía a ocupar el lugar que su dorsal indicaba: entre los corredores élite.

 

Pero nada más alejado de la realidad, ya que el salmantino ha preferido disfrutar de la fiesta del atletismo charro de una manera completamente diferente: disfrazado y entre amigos. Así, Alexis Rodríguez ha recorrido los 10 kilómetros de la carrera popular disfrazado de árbitro de boxeo en mitad de un cuadrilátero que han preparado los miembros del Club Knock Out Salamanca con los que mantiene muy buena relación.