Feijóo ve que España tiene "bastantes problemas" como para modificar la Constitución para reformar la estructura estatal

Alberto Nuñez Feijóo
El presidente de la Xunta en funciones, Alberto Núñez Feijóo, opina que España tiene ya "bastantes problemas", por lo que rechaza "iniciar otro" al hilo de la reforma de la Constitución para modificar la estructural del Estado, como propuso este miércoles el expresidente del Gobierno, José María Aznar.
SANTIAGO DE COMPOSTELA, 25 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Xunta en funciones, Alberto Núñez Feijóo, opina que España tiene ya "bastantes problemas", por lo que rechaza "iniciar otro" al hilo de la reforma de la Constitución para modificar la estructural del Estado, como propuso este miércoles el expresidente del Gobierno, José María Aznar.

En una entrevista en Punto Radio, recogida por Europa Press, el mandatario autonómico ha aludido así al "problema de crédito", a las elevadas tasas de paro y al déficit público, entre otras cuestiones, para juzgar que los gobernantes no pueden ahora "equivocarse en las prioridades" entre advertencias de que "todo a la vez no se da hecho".

Así, aunque ha señalado que "ha de hacerse" un planteamiento de reforma de la estructura del Estado, ha dejado claro que "no" existe un motivo por el que deba acometerse "de forma inmediata". "Porque, probablemente, supondrá un problema adicional al conjunto de problemas que ya tenemos", ha pronosticado.

Al hilo de ello, Feijóo ha reprobado que dirigentes autonómicos, como el presidente de la Generalitat, Artur Mas, prefieran "agitar sentimientos que pagar facturas". Si bien ha admitido que el catalán "empezó bien" en la gestión de la crisis durante "un año y medio", ha criticado que "se cansó y dimitió" para ahora "intentar conseguir unos escaños más a costa de agitar la desafección de los ciudadanos de la política" debido a la crisis".

A renglón seguido, ha subrayado que, aunque es "antiguo" que los "nacionalistas" echen "la culpa de todos los males al Estado y a la nación española", los "problemas" de Cataluña parten "de los gobiernos de Cataluña y de ocho años de un tripartito con el que el Gobierno central ha pactado bilateralmente el sistema de financiación que afecta a toda España".

Tras remarcar que "la desafección nacionalista en Cataluña y País Vasco" es algo "antiguo", el presidente gallego ha recriminado que "no" lo son "la visceralidad y la deslealtad" que se están empleando en este momento a respecto de estas cuestiones.