Fallece un joven de 26 años tras caer a una arqueta de 10 metros de profundidad

Centro de Residuos de Gomecello. En el lugar donde cayó la víctima, que residía con sus padres y su hermano en Santa Marta, se concentran gases
E. G.

Un joven de 26 años de edad perdió la vida ayer tras caer a una arqueta de unos diez metros de profundidad donde se acumulaba una alta concentración de gases, según informó el Servicio de Emergencias de Castilla y León 112.

Los hechos sucedieron en torno a las 12.23 horas, momento que varias llamadas realizadas al Servicio de Emergencias solicitaron asistencia médica para un operario, que resultó herido tras caer a una arqueta de unos diez metros de profundidad en el Centro de Tratamiento de Residuos de Gomecello (CTR). Los alertantes también solicitaron la intervención de los Bomberos, con equipos de respiración autónoma, ya que en el lugar donde se encontraba la víctima había una alta concentración de gases, según las citadas fuentes.

La sala de operaciones del 112 dio aviso del incidente a la Guardia Civil, a los Bomberos de la Diputación y a Emergencias Sanitarias –Sacyl–, que envió un helicóptero medicalizado, una ambulancia de soporte vital básico y un equipo médico de Atención Primaria del centro de salud de Gomecello.

Una vez en el lugar de los hechos, los facultativos no pudieron hacer nada por salvar la vida del joven de 26 años, cuya identidad responde a las iniciales A. R. C.

Tras conocer la trágica noticia, los trabajadores del Centro de Tratamiento de Residuos decidieron en una reunión parar su actividad durante la tarde de ayer y en el día de hoy en señal de duelo por el fallecimiento de su compañero en un accidente laboral.

La muerte de este joven de tan sólo 26 años de edad conmocionó a los vecinos de Santa Marta de Tormes, donde residía la víctima junto a sus padres y un hermano menor. Además, Guzmán, el padre de A. R. C., es muy conocido en el municipio ya que trabaja como encargado de los servicios municipales, mientras que la madre se encarga de las labores de limpieza del Consistorio.

El joven, que había jugado en las categorías inferiores del equipo de fútbol de Santa Marta y de la Unión Deportiva Salamanca, también era muy conocido entre los jóvenes del municipio, que recibieron conmocionados la noticia.

La familia del joven, muy afectada por lo sucedido, estuvo arropada por sus seres queridos, así como por compañeros de trabajo de la víctima y miembros del equipo municipal. Además, hasta el domicilio de la familia se trasladó un servicio psicológico.

Tras la realización de la autopsia, que aunque estaba prevista para hoy, se realizó finalmente en la tarde de ayer, el cuerpo sin vida del joven fue trasladado a los velatorios de San Carlos, donde se instaló la capilla ardiente.

El funeral se celebra hoy, a las 17.00 horas, en la iglesia de Santa Marta de Tormes.

EN DETALLE
La autopsia revela que la víctima perdió la vida al inhalar gases
La autopsia del joven fallecido, A. R. C. practicada en la tarde de ayer en el tanatorio de La Dolorosa ha revelado que la causa del fallecimiento de la víctima ha sido la asfixia debido a la inhalación de gases, ya que el trabajador cayó a una arqueta de unos 10 metros de profundidad, donde se acumulaba una alta concentración de gases, según informaron fuentes cercanas a la investigación. No obstante, se han enviado pruebas al Instituto Anatómico Forense de Madrid donde se determinarán con exactitud las causas del fallecimiento de este joven salmantino.