“Estoy tranquilo, sólo me preocupa el rival y dar nuestra medida”

 
EFE / Durban

Vicente del Bosque, seleccionador español, no modificó ayer un ápice su modo de comportarse y, alejado de los nervios del debut en su primer Mundial, afirmó que siente “responsabilidad” pero “con cierta tranquilidad”.

Ni disputar la competición más grande del mundo del fútbol modifica en nada el estado del hombre tranquilo. Del Bosque compareció ante los medios para lanzar mensajes repletos de modestia, alejar a España del favoritismo y mostrar máximo respeto por los rivales del Mundial 2010. “Llevo muchos años metido en el mundo de fútbol, he vivido días importantes, pero es verdad que no he tenido la oportunidad de disputar ningún Mundial. Estoy muy contento pero no nervioso. Con sinceridad, estoy tranquilo, preocupado por el rival y porque demos nuestra medida. Pero todo con cierta tranquilidad”, afirmó.
“Todos los que tenemos sentido de la responsabilidad estamos ante un momento difícil. Los que tenemos experiencia debemos tener el temple para que las decisiones que tenemos que tomar sean desde la reflexión y el análisis. Estando exaltado, ningún entrenador puede decidir. Vamos a intentar ayudar a esta selección a ser la mejor”, añadió.

Marcó la línea a seguir en el Mundial, intentando separar la euforia que hay en torno a la selección española de los internacionales. “Es difícil abstraerse de lo que llega desde fuera. Es un optimismo extraordinario, como si España jugará directamente la final”, aseguró.