Escolares de Salamanca en Valladolid, y de Valladolid en Salamanca

Alumnos del Colegio Agustiniano de Madrid celebran en la Casa del Parque de Guisando el Día del Árbol

Las provincias de Salamanca y Valladolid intercambiarán las visitas de 1.200 escolares para que conozcan sus recursos turísticos

Las diputaciones de Salamanca y Valladolid han firmado un convenio de colaboración para que 600 escolares de cada una de las dos provincias, un total de 1.200, participen durante los próximos meses en visitas de un día para conocer sus recursos turísticos.

 

Los alumnos salmantinos podrán ver los municipios de Urueña y Olmedo, además de la Villa Romana de Almenara-Puras; en cuanto a los jóvenes vallisoletanos, se acercarán a Ciudad Rodrigo y el yacimiento de Siega Verde o el ‘Territorio Vetón’ de Lumbrales y Yecla de Yeltes.

 

Para ello, cada una de las dos instituciones aportará 6.000 euros para sufragar el gasto de transporte de sus alumnos a la provincia vecina, según han explicado los presidentes de las diputaciones de Salamanca y Valladolid, Javier Iglesias y Jesús Julio Carnero, respectivamente.

 

La firma del acuerdo ha tenido lugar en el Palacio de la Salina de Salamanca, y para la institución anfitriona es el primero de este tipo. En cuanto a Valladolid, que es “promotora” de esta iniciativa, ya cuenta con convenios del mismo tipo con Segovia, Palencia, Zamora y Burgos.

 

Jesús Julio Cordero ha indicado que se puso en marcha el pasado curso con la intención de que sus alumnos visitasen las provincias limítrofes y, este año, con la inclusión de Salamanca ya serán unos 3.000 los escolares que podrán hacer uso del programa. Además, León está “a punto de firmarlo”, ha añadido. 

 

El presidente vallisoletano ha explicado que esta propuesta surgió como incentivo para el turismo, la educación y la “ruptura de fronteras entre provincias, que no las hay, pero por si alguien todavía lo piensa”.

 

Respecto al ámbito turista, Jesús Julio Cordero ha incidido en que los menores son “los mejores prescriptores turísticos” porque, tras sus visitas con los centros escolares, animan a volver “junto con toda la familia”.

 

Por su parte, Javier Iglesias ha mostrado su satisfacción por incorporarse a este proyecto y no ha descartado que Salamanca pueda poner en marcha “esta magnífica idea” con sus provincias limítrofes de Castilla y León, Zamora y Ávila.