Errejón trata de apagar el fuego y niega división en Podemos

Reunión de Unidos Podemos y las confluencias en Madrid

El secretario Político de Podemos, Íñigo Errejón, ha negado este viernes que exista división interna en la formación morada tras los malos resultados electorales obtenidos por Unidos Podemos y no ha cuestionado la alianza con Izquierda Unida.

Tras la reunión que han mantenido con los representantes de las fuerzas políticas con las que concurrió Podemos el 26J, ambos dirigentes han querido acallar las voces que hablan de división tras el 26J: "Vamos a seguir debatiendo en abierto, eso no es necesariamente lo mismo a que haya división. Debatimos con honestidad y discutimos, pero vamos todos a una", ha señalado en declaraciones a los periodistas.

En el encuentro, al que Iglesias y Errejón han entrado juntos, se han analizado los resultados de los comicios en los que perdieron más de un millón de votos respecto a las pasadas elecciones del 20D. Tras esa pérdida de apoyos, surgieron discrepancias sobre la eficacia de la coalición Unidos Podemos, puesta en duda por el mismo Errejón en un principio.

Pero este viernes, Podemos y las confluencias han coincidido en que ni el hecho de presentarse en coalición ni la campaña electoral han sido decisivos y, de cara al futuro, han abogado por "consolidar, fortalecer y ampliar el polo de cambio" que representa el partido morado.

En declaraciones a los periodistas a su salida de la reunión, Iglesias ha asegurado que la reunión ha sido "fructífera" y ha destacado que ha sido un encuentro "fraternal". Y Errejón ha coincidido en resaltar que el ambiente de la reunión ha sido bueno.

Y el 'número dos' ha aseverado que la causa de los malos resultados del 26-J ha sido "el miedo a lo nuevo" de esos votantes que, a pesar de simpatizar con el partido morado, finalmente no le votaron. En cualquier caso, ha incidido en que la mirada está puesta en el futuro.