El temporal paraliza media docena de obras en los municipios serranos

Urgentes. Los trabajos de rehabilitación y de construcción del Centro de Interpretación de la Reserva de la Biosfera, para las que ya se solicitó una prórroga, tendrán que ser concluidas en apenas un año
Lorena Lago

En cuadro. Así están los municipios de la Sierra de Francia ante el fuerte temporal de nieve, hielo y lluvia que asola estos días la parte suroeste de la provincia salmantina. Casi media docena de obras se encuentran a estas alturas paralizadas, con las consecuentes pérdidas económicas que esta situación conlleva.

El caso más urgente lo encontramos en el municipio de San Martín del Castañar. La ya conocida reforma del castillo y su posterior conversión en un Centro de Interpretación de la Reserva de la Biosfera de la Sierra de Francia vuelve a ser pospuesta de forma indefinida puesto que una de sus primeras intervenciones consistirá en la excavación arqueológica y la búsqueda de los niveles originales del castillo, además de la limpieza y consolidación de las superficies. El alcalde del municipio, Alfonso Buenaventura, explica a TRIBUNA que “la empresa sabe que tiene sólo este año para ejecutar el proyecto, después de que se haya pedido una prórroga de un año; esperamos que el tiempo remita y que los trabajos puedan empezar cuanto antes para después no sufrir retrasos”.

Menos grave, aunque no menos urgente es el caso de Monforte. Estos últimos días los obreros tenían que estar trabajando en la conclusión de las reformas de la calle de la Iglesia, vía principal del municipio y en la que ya se ha ejecutado una completa reforma consistente en la inclusión de cables de teléfono, de luz y canalización de algunos tubos. Aunque únicamente resta realizar algunos remates, el alcalde del municipio insiste en que “estamos parados a la espera de que al menos no llueva y eso no provoque el embarrado total de la calle”. Esta pausa en los trabajos se une a la que sufren las obras de mejora de la entrada en el municipio. En esta carretera, que conecta de forma directa con la localidad de La Alberca, ya se inició la retirada de piedras para adecentar el camino, así como la ampliación de la vía, trabajos que no han podido retomarse estos días y que se encuentran a la espera de los primeros rayos de sol para poder comenzar la pavimentación.

La localidad de Mogarraz, como publicó este diario ayer, tiene prevista la construcción de un helipuerto de forma inminente, pero el principal trabajo de allanamiento y cimentación del terreno no podrá comenzar a ser ejecutado hasta que cesen las lluvias de estos días.

El municipio de El Maíllo es otro de los que desde hace semanas mira al cielo con la esperanza de que cesen las no menos necesarias lluvias. En esta localidad, que no ser arriesga a comenzar otras obras pendientes, únicamente resta la conclusión de la ampliación del cementerio, sobre la que aún quedan ciertos remates. El primer edil del Consistorio, Nicanor Criado, se muestra ansioso por rematar una obra que “una vez terminada dará la oportunidad a los vecinos de gozar de un cementerio ampliado y totalmente renovado”.

Para concluir, la localidad serrana de La Alberca también ha interrumpido los trabajos de impermeabilización de la piscina, una obra de escasa envergadura pero muy ansiada por los problemas que causó el pasado verano.