El sector lácteo atraviesa por “la peor crisis de la historia” con un precio en origen del pasado

Los ganaderos de la provincia y la comunidad reciben entre 0,26 y 0,29 euros por litro y producir cuesta entre 0,35 y 0,36 euros

El sector del vacuno de leche es el más perjudicado en los tiempos de crisis actuales ya que el precio en origen sigue anclado en valores de hace décadas y producir sigue siendo más caro que vender, por lo que las cuentas no salen.

“Ésta es la peor situación que yo recuerdo en este sector porque no se ve una recuperación y los costes de producción cada vez son mayores para el ganadero”. Así lo reconoce el secretario provincial y regional de COAG, Aurelio Pérez, que además posee una explotación de vacuno de leche, por lo que destaca que las grandes empresas “tienen gran parte de lo que ocurre porque obtener la rentabilidad en la producción sí es posible”, y Pérez lo explicó con un ejemplo.

“Si con la marca regional ‘Tierra de Sabor’, el precio en origen alcanza los 0,35 o 0,36 euros por litro y el ganadero puede luchar por ganar algo, no entiendo por qué entonces las grandes distribuidoras no pagan lo que deben cuando se demuestra que se puede hacer. Siguen engañando y perjudicando a los productores”, señaló Pérez.

Los costes de producción son también otro lastre para el ganadero de leche ya que los precios de forraje, la paja, el pienso en general o la soja se han disparado y han alcanzado “máximos históricos. Y si a esto le sumando que una vaca come cada día 28 kilos de pienso, las cuentas difícilmente salen”, dice.

Por ello, Pérez aboga también porque exista un mayor control de calidad del producto que entre de fuera de España, así como la regulación de la cadena alimentaria para garantizar una producción fiable y que cuente con las garantías necesarias. También reclama más ayudas desde Europa en un momento crítico para este sector.

Cañete busca apoyos
Por otro lado, el ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, ha celebrado este lunes que Bruselas haya "abierto la puerta al diálogo" para examinar apoyos a los productores de leche, pese a que el comisario del ramo, Dacian Ciolos, haya descartado activar los mecanismos de intervención que prevé la red de seguridad de la PAC porque considera que "no existe una crisis" en el sector a nivel europeo.

"Abre la puerta a buscar fórmulas en las políticas de desarrollo rural o pago único para apoyar a este sector. Estudiamos qué fórmulas podemos poner en marcha dentro de los remanentes existentes para conseguir que los agricultores y ganaderos puedan superar esta circunstancia", ha dicho Arias Cañete a la prensa en Bruselas, al término de una reunión de ministros de Agricultura de la UE.

España y Portugal, con el apoyo de Polonia, han presentado en la reunión de ministros un documento alertando de las dificultades que atraviesan los productores en estos dos países y reclamando a la Unión Europea medidas urgentes.

El comisario, por su parte, no ha considerado justificado activar ayudas de inmediato, pero ha aceptado discutir otras opciones con los países en los que haya problemas "puntuales", han informado fuentes comunitarias.