El Salmantino deja volar tres puntos más de Las Pistas

Imagen de un partido anterior del Salmantino (Foto: I. C.)

El equipo de María Hernández cosechó una nueva derrota en casa y acumula una mala racha de resultados.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

CF SALMANTINO: Rodri, Adri (Sito, min. 65), Saúl, Esteban, Ruby, Juan de la Nava, Caramelo, Diego Ortiz, Vicente (Tejedor, min. 79), Toni Miguel (Sopale, min. 51) y Juanan.

 

CD CRISTO ATLÉTICO: Montero, Riki, Héctor, Calleja, Cuenca, Víctor (Remus, min. 90), Mikel, Trujillo, Colino (Juanma, min. 80), Hassam (Hompi, min. 71) y Aitor.

 

GOLES: 0-1, min. 39: Calleja.

 

INCIDENCIAS: El colegiado, Barbachano Plaza, amonestó al local Caramelo y a los visitantes Montero, Calleja y Hassam.

Derrota del Salmantino (0-1) ante el conjunto palentino en un mal partido en líneas generales que se llevaron los visitantes al transformar un penalti en los últimos minutos de la primera mitad.

 

El encuentro estuvo como la tarde, gris, sin grandes jugadas colectivas y con pocas ocasiones, aunque quizá la derrota fue un castigo demasiado severo para el Salmantino a tenor de los méritos realizados por unos y otros sobre el terreno de juego.

 

La primera gran ocasión fue para el Cristo Atlético tras una mala cesión de Saúl para Rodri. Adri, con la ayuda del poste, evitó que el esférico entrase en la portería charra. Prácticamente al minuto siguiente respondió el conjunto de María Hernández tras una falta de estrategia, pero el disparo final de Diego Ortiz lo despejó Montero a córner.

 

El Salmantino buscaba llevar el peso del partido, pero el centro del campo blanquinegro no estaba acertado debido a la presión del Cristo Atlético. Precisamente, los palentinos volvieron a acercarse a la portería de Rodri a la media hora, pero el mirobrigense evitó el gol enviando el esférico a saque de esquina.

 

Vicente, muy trabajador durante los minutos que estuvo en el campo, puso la réplica con un durísimo disparo desde la frontal, pero se encontró con los puños del portero visitante.

 

En el minuto 39, una jugada algo embarullada acabó con penalti en el área blanquinegra, una pena máxima que transformó Calleja, engañando a Rodri.

 

En la segunda mitad la tónica del partido fue similar a los primeros cuarenta y cinco minutos. El Salmantino fue un quiero y no puedo que no consiguió batir a Montero. Llevó el peso del partido y en torno al minuto 25 de la segunda mitad jugó sus mejores minutos encerrando al Cristo Atlético en su área durante varias jugadas.

 

La ocasión más clara para empatar la tuvo Mario Sopale dentro del área, pero su disparo se marchó muy alto. Los palentinos, por su parte, más que satisfechos con el 0-1, se dedicaron a destruir juego y a intentar salir a la contra, aunque no consiguieron llegar a la portería salmantina.

 

Al final, la falta de acierto condenó al Salmantino a la derrota en un partido en el que ninguno de los dos equipos ofreció un juego fluido.