El Salamanca destituye a Cano y busca un técnico con experiencia en estas situaciones

 
Teresa Sánchez
El periplo de Óscar Cano como entrenador de la Unión Deportiva Salamanca finalizó anoche cuando el Consejo de Administración presidido por Juan José Pascual decidió por unanimidad su destitución después de la racha de diez derrotas que acumula el equipo salmantino. El presidente de la entidad explicaba la situación: “Han hablado todos los consejeros y el director deportivo y hemos creído que había que cortar esta dinámica. Me siento responsable, junto con el director deportivo porque fuimos quienes le fichamos y para mí es un tío fantástico. Es una decisión dolorosa porque le tenía un aprecio personal, pero todos hemos opinado lo mismo”.
Óscar Cano, que conoció la noticia por boca del presidente minutos antes de que se hiciera pública y que a su salida de las oficinas del club emplazó a los medios a una comparecencia que efectuará esta mañana, se reunirá con los responsables del club para negociar su finiquito –tenía dos años de contrato firmados–. Junto a él también se marcha el preparador físico, Luis Bonilla, tal y como explicó Pascual. “Cano me ha transmitido que no habrá ningún problema con él e intentaremos que sea lo menos gravoso para el club. Sé que es un crack como persona y responderá. Bonilla se irá con él porque sus contratos estaban vinculados”.

Sobre su sustituto aún no hay un nombre concreto aunque sí negociaciones avanzadas en diferentes frentes, todos con un mismo perfil que explicó el director deportivo Baltasar Sánchez: “Tenemos claro lo que necesitamos para estos cuatro meses, que será lo que firme. Creemos que tenemos que traer un entrenador que tenga experiencia en la categoría y en estas situaciones”. También tendrá que ser un técnico que entre con buen pie en el vestuario, hasta ahora muy unido a Cano. “Está claro que había mucha unión con él y compartían mucho su filosofía, así que tiene que ser un entrenador que aparte de su experiencia y pedigrí sea capaz de dar tranquilidad a la plantilla y hacer entender que lo pasado, pasado está. Es una Liga nueva de 18 partidos y el aspecto psicológico será importante también. A ver si somos capaces de encontrar a un entrenador que reúna esas características”, apuntaba el director deportivo que no quiso aclarar si será un técnico que haya estado vinculado en alguna oportunidad en el pasado a la UD Salamanca.

Bajo ese perfil fueron varios los nombres que salieron a la palestra rápidamente. Obviando a D’Alessandro, cuya vuelta parece descartada, hay técnicos que están bien valorados en la entidad. Es el caso de César Ferrando, Fernando Vázquez, Pepe Murcia o incluso Sergio Kresic, técnico por el que también se ha interesado en las últimas horas el Oviedo. También se ha hablado de Amaral, aunque en su contra pesa que no salió del todo bien, sobre todo con una parte del entorno de la entidad. Mientras se cierra esa negociación y llega el nuevo técnico, que lo hará acompañado de un preparador físico ayudante, Pablo Zegarra será el que se ponga al cargo del equipo en el entrenamiento de hoy.