El Red Bull de Vettel vuela y el Ferrari de Alonso pierde fuelle para acabar finalmente quinto

El alemán Sebastian Vettel (Red Bull), campeón del mundo la pasada temporada, voló en la tarde de ayer en la sesión de clasificación del Gran Premio de Australia en la que ha aventajado en ocho décimas al británico Lewis Hamilton (McLaren), mientras que el Ferrari perdió fuelle y Fernando Alonso sólo pudo ser quinto a casi un segundo y medio.
EFE

El que Red Bull y Vettel dominaran la sesión de clasificación es algo que cabía esperarse, pero las diferencias de tiempo que ha conseguido es lo que más ha sorprendido. Incluso, según declaró Vettel, no ha utilizado la potencia extra que proporciona el KERS en la vuelta que le ha permitido conquista el primer puesto de la formación de salida.

Si ayer Fernando Alonso contaba con un coche equilibrado que le permitía estar cerca de sus rivales, ayer el Ferrari no tenía agarre y él y su compañero Felipe Massa, sufrieron durante todo el día y no pudieron hacer nada mejor que el quinto y octavo puesto respectivamente.

Sin embargo, Fernando Alonso se sentía moderadamente optimista ante la carrera de hoy, porque dijo que desde el quinto puesto en la salida no es difícil llegar al podio y que, aquí en Australia, siempre ocurren muchas cosas y el ritmo del Ferrari en la carrera será bastante mejor que el de ayer a una sola vuelta.

Junto a Vettel en la primera fila estará Hamilton en el resucitado McLaren, podría haber estado más cerca de Vettel si no se le hubiera roto el KERS en la última parte de la sesión de clasificación, lo que además le afectó al equilibrio del coche en las frenadas.

La segunda fila la ocuparán Mark Webber con el otro Red Bull y Jenson Button con el otro McLaren. Si los Red Bull se han mostrado muy fiables durante las pruebas invernales, no se puede decir lo mismo de los McLaren, que no pudieron rodar muchas vueltas seguidas, y si con los nuevos escapes y fondo plano han ganado en competitividad, hoy deberán demostrar que también han ganado en fiabilidad.

Jaime Alguersuari (Toro Rosso) no ha podido entrar en la última y definitiva Q3, se ha quedado a dos décimas de su compañero de equipo, el suizo Sebastián Buemi y estará en la sexta fila junto al alemán Michael Schumacher (Mercedes) que le superó por 132 milésimas.

Hispania no participará en esta primera prueba porque sus coches, pilotados por Liuzzi y el Karthikeyan no ha podido rodar por debajo del tiempo máximo establecido.