El PSOE denuncia la opacidad sobre la venta de entradas de Salamaq

El diputado socialista Manuel Ambrosio Sánchez.

La Diputación no da el número de entradas vendidas ni el de invitaciones. Los socialistas comparten el diagnóstico sobre las pérdidas económicas en 2015, y que ya denunciaron en la primera edición.

El PSOE en la Diputación de Salamanca comparte el diagnóstico que hace unos días hicieron los grupos Ciudadanos y Ganemos sobre las cuentas de Salamaq 2015, que han analizado de manera pormenorizada con una misma conclusión: la importante desviación presupuestaria con pérdidas de 800.000 euros entre la feria agropecuaria y la exposición de ganado. Según los socialistas, está en la línea de la de 2014, que el PSOE denunció entonces y que superaba los 140.000 euros de déficit sin contar con el efecto de las obras hechas en el recinto ferial.

 

Así lo ha manifestado el diputado socialista Manuel Ambrosio Sánchez, que ha criticado la opacidad que el equipo de Gobierno de Javier Iglesias mantiene con respecto a lo que realmente cuesta la feria de septiembre. Una cifra cercana a los 1,3 millones de euros que el presidente considera falsa, y que está muy alejada del superávit de 138.000 euros que publicidad la Diputación. Sánchez ha dicho haber analizado lo suficiente los datos como para compartir el cálculo.

 

En materia de opacidad, Sánchez ha lamentado que, a día de hoy, no hayan podido contar con los datos de la venta de entradas y el número de invitaciones distribuídas por la Diputación para la última feria. Según las cifras de la intervención, la Diputación recaudó 117.000 euros por entradas para la feria agropecuaria y la exposición de ganado y otros 44.000 por las entradas que se cobran a los profesionales.

 

Sin embargo, según el PSOE no ofrece el dato concreto de las entradas vendidas en todas las modalidades; las hay ordinarias, a 5 euros, reducidas para algunos colectivos y casi a mita de precio para la venta de mil en mil, una modalidad hecha para la web de venta de productos de un medio local. Y tampoco facilita el número de invitaciones facilitadas. "¿Cómo se hacen las cuentas de Salamaq si no se puede decir el número de entradas que se ha vendido?", ha dicho Sánchez.

 

Este dato es importante porque el equipo de Gobierno ha puesto mucho empeño en las dos últimas ediciones en vender un éxito de asistencia de público y, aunque no lo ha logrado por completo, sí es uno de los principales argumentos del balance que hace Javier Iglesias al término de cada edición, ya que es la cifra más llamativa: ronda las 125.000 personas.

Noticias relacionadas