El PSOE acusa al alcalde de Castellanos de "despilfarrar más de un millón de euros"

El alcalde Agustín Sánchez Curto "deja hipotecada la gestión de la próxima corporación que salga de las elecciones al tener que afrontar tres proyectos aprobados por el actual equipo de gobierno por un importe de más de un millón de euros", aseguran.

Ángel Sánchez, Portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Castellanos de Moriscos ha denunciado la decisión del actual equipo de gobierno municipal del PP, encabezado por Agustín Sánchez Curto tomada en el último Pleno del actual mandato celebrado en el Consistorio, y por la que se aprobaba el destinar más de un millón de euros a la puesta en marcha de tres proyectos. Proyectos que pueden suponer un auténtico despilfarro al no quedar justificada su utilidad y necesidad, y que dejan hipotecadas tanto las arcas municipales como la gestión de la Corporación que salga de las próximas elecciones.

 

El portavoz del Grupo Municipal Socialista, que se opuso a la aprobación de estos proyectos, alguno de ellos contó incluso con el voto desfavorable y en contra de uno de los concejales del equipo de gobierno, ha pedido la retirada de todos ellos “por considerarlos asuntos que sólo buscan el beneficio electoral. Incurriendo en una posible irregularidad ya que en el lapso de tiempo que media entre la convocatoria de las elecciones y  la toma de posesión de la nueva Corporación, no se pueden realizar competencias que excedan de la propia administración ordinaria, y en consecuencia llevarse a cabo actuaciones nuevas fuera de lo anterior y en particular aquellas susceptibles que puedan comprometer seriamente la actuación política de un gobierno posterior”.

 

El Grupo Municipal Socialista está convencido de que además de "poner en peligro la economía y la situación financiera del Ayuntamiento, y de hipotecar o embargar la gestión de la Corporación que salga de las próximas elecciones, la decisión del actual alcalde “sólo busca ocultar la nefasta gestión realizada durante estos cuatro años. Un mandato que ha transcurrido totalmente vacío y en blanco, y donde la única actuación que se recuerda ha sido la conexión a la red de abastecimiento de agua potable de la capital salmantina. Una actuación necesaria y beneficiosa pero que encima se ha hecho de manera incorrecta y mal por el alto coste que va a suponer para los bolsillos de los vecinos, y que van a poder comprobar cuando les lleguen los recibos del pago de este servicio cuyo cobro, el alcalde ha retrasado hasta después de las elecciones, para que no le suponga al actual partido político en el gobierno municipal un coste electoral”.

 

A estas graves cuestiones, hay que sumarle además, "la ocultación de información al Pleno en relación a las gestiones llevadas a cabo por el alcalde para la venta de dos parcelas municipales. Una venta donde se han ido modificando tanto la forma de pago del pliego de cláusulas administrativas, como las ordenanzas municipales y la bonificación de impuestos, e incluso realizando un pliego de condiciones a la medida para beneficiar a un licitador en concreto y realizar la adjudicación de las parcelas a un adjudicatario decidido de antemano, obviando la igualdad de oportunidades para todos los interesados y evitando que otras personas o empresas pudieran acudir al concurso de adjudicación de dichas parcelas", dicen.

 

El PSOE quiere hacer público que "ésta ha sido la manera de actuar y de gestionar habitual en el señor Agustín Sánchez Curto. Uno de los alcaldes", recuerdan los socialistas, "mejor pagados de España, con un sueldo anual de 50.000 euros, en un municipio de tan sólo 2.000 habitantes".