El PP, "orgulloso" de poder presentar a Herrera según su "deseo"

Carlos Fernández Carriedo

El Grupo Parlamentario Popular en las Cortes de Castilla y León se ha mostrado este jueves "orgulloso" de haber podido presentar a quien concurrió a la reelección a la Presidencia de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, como candidato a la investidura en el pleno que se celebrará la semana que viene.

Así lo ha trasladado el portavoz del Grupo parlamentario Popular en funciones, Carlos Fernández Carriedo, quien ha destacado el "doble sentir" de los 'populares' tras la decisión anunciada ayer por Herrera; por una parte, se ha referido al "orgullo" por poder presentar al debate al "mejor" de los procuradores del PP y de toda la Cámara, y por la otra ha adelantado las "ganas y el compromiso" para que, "cuanto antes", pueda comenzar la legislatura "y llevar a cabo el cumplimiento" de su programa electoral.

El portavoz, quien ha incidido en que la candidatura de Herrera reúne "las condiciones necesarias" y en que el PP "está en condiciones de garantizar su investidura" la próxima semana ya que "reunirán los apoyos suficientes de la Cámara", ha apuntado a Juan Vicente Herrera como la persona "más adecuada" para presidir la Comunidad en el actual escenario económico, por una parte, y ante la nueva conformación de la Cámara fruto de los resultados arrojados por las urnas el pasado 24 de mayo, que exigirá "más acuerdos y diálogo".

Tras precisar que su trabajo y la aplicación de su programa se verá "incrementado y acrecentado" por los acuerdos con otros grupos, Carriedo, quien de momento desconoce cómo quedará finalmente conformado el Grupo Popular, actualmente en funciones, ha ensalzado la figura de Herrera, de quien ha subrayado su "prestigio, calidad humana y compromiso con su tierra".

"Es una fortuna y un privilegio", ha aseverado antes de apostillar que "pocas comunidades autónomas" pueden tener al frente a una persona con la "vocación de servicio, compromiso con su tierra, prestigio y vocación de diálogo" de Herrera, que es el candidato que el Grupo Popular "deseaba" poder presentar a la investidura.