El portugués Manuel Cardoso se impone al 'sprint' en la etapa inaugural

El viento ha endurecido el recorrido con salida y meta en la capital charra. Las fotos, en esta GALERÍA

El corredor portugués Manuel Cardoso, de Caja Rural, se ha adjudicado esta tarde la primera etapa de la Vuelta Ciclista a Castilla y León tras vencer al 'sprint' en la llegada situada en la calle María Auxiliadora de la capital salmantina y tras cubrir los 159,2 kilómetros del recorrido en 4 horas 34 minutos y 5 segundos.

El ciclista luso traspasó la línea de meta junto a los españoles Enrique Sanz, de Movistar Team, y Francisco José Pacheco, de Gyos Deyser Leon Kastro, los tres corredores que copan los primeros puestos de la clasificación general.

De este modo, el equipo ciclista Caja Rural ha estrenado su palmarés de victorias en 2012, un importante triunfo para el conjunto verde que recoge la recompensa de estos meses de trabajo de puestos entre los 10 primeros. El ciclista portugués, por su parte, logra así su 37ª victoria como ciclista profesional, la primera como corredor del Caja Rural.

La jornada partió de la Plaza Mayor ya desde el principio con un fuerte viento de costado que provocó movimientos muy tempranos en el pelotón. A los tres kilómetros de carrera se produjo la primera escapada, que no duró nada, seguida de otra en el kilómetros siete, formada por el francés Paul Poux (Saur Sojasun) y el belga Romain Zingle (Cofidis), que llegó a tener diez segundos de ventaja, pero fue anulada en cinco kilómetros.

El fuerte viento de costado provocó que el pelotón se estirase tanto que los intentos de escapada eran imposibles. A pesar de ello, en el kilómetro 18 volvió a haber un intento, que fue neitralizado en ocho kilómetros.

Sin embargo, una vez superada la localidad charra de Vecinos, el viento cortó el pelotón en dos primero y, después, en tres grupos. En torno al kilómetro 50, el pelotón volvió a ir agrupado y cinco kilómetros más tarde se formó la escapada más seria protagonizada por el ruso Sergey Shilov, del Lokosphinx, el sueco Alexander Wetterhall, de Endura Racing, el colombiano Walter Pedraza, de Gyos Deyser Leon Kastro, y el belga Romain Zingle, de Cofidis.

Este grupo logró dos minutos de ventaja con el pelotón en diez kilómetros y la renta siguió aumentando hasta los siete y medio justo antes de llegar a Guijuelo. Juntos pasaron el único alto de la jornada, el de Tres Rayas (tercera categoría), ya en la provincia de Ávila. Por el puerto pasó primero Romain Zingle, seguido de Wálter Pedraza y Alexander Winterhall.

Desde ese momento, la diferencia entre los escapados y el gran grupo (dividido en dos pero dirigido por Rabobank, Radioschack o Acqua Sapone) no hizo más que disminuir hasta que fueron cazados a falta de cuatro kilómetros para meta.

Ya con el 'sprint' asegurado, Euskaltel Euskadi era el conjunto que tenía más hombres para arropar a Pablo Urtasun, pero el portugués Manuel Cardoso se situó con inteligencia y lanzó un gran ataque a cincuenta metros de la meta que le sirvió para levantar los brazos como primer vencedor de esta Vuelta a Castilla y León.