El play off de la UDS, una corta pero intensa carrera hacia el ascenso

Imagen correspondiente al duelo Gramenet-UDS, primer partido del play off de los unionistas en la 2005-2006

Tras firmar una temporada casi perfecta, a la UD Salamanca le esperan cuatro partidos en los que se decidirá su futuro. Para la Unión poco vale lo anterior si no se confirma en un play off que resulta intenso y repleto de emociones con Gramenet, primero, y Sevilla Atlético, después, como rivales. 

Como primero de su grupo tras finalizar la temporada regular, a la UD Salamanca le tocó en suerte medirse en la primera ronda del play off a la Gramenet, equipo catalán que afrontaba el primer duelo como local. Fue un partido de 'toma y daca', repleto de emoción y alternativas.

 

Para aquel primer encuentro, Javi López dispuso de un once formado por: Felip, Gañán, Mario, Charcos, Jorge Alonso, Arpón, López Garai, Tomás, Quique Martín, Zé Tó y Miku. Rogerio, Deus y Jacobo saldrían en la segunda mitad. La UDS comenzó a remolque tras un gol local a los once minutos pero los tantos de Miku y Quique Martín antes del descanso le permitieron dar la vuelta al marcador. En la segunda mitad volvieron las alternativas y empate de la Gramenet, pero Quique Martín, en el minuto 73, ponía el marcador definitivo a favor de la Unión.

 

El Salamanca sentenció con un 3-1 en la vuelta. Javi López repitió once y el duelo tras un inicial 1-1 con gol de Quique Martín, se tornó de claro color blanquinegro tras la reanudación. Zé Tó y Arpón pusieron la sentencia y llevaron a la UDS al cruce definitivo en el que el Sevilla Atlético se convertiría en el último y definitivo rival. 

 

Un filial como escollo definitivo pero basta recordar su alineación para darse cuenta de la dificultad que entrañó aquel cruce. En el once del Sevilla Atlético que dirigía Manolo Jiménez jugadores como Javi Varas, David Prieto, Capel, Bruno o Alfaro, entre otros.

 

El primer partido se disputó en el estadio Sánchez Pizjuán y para aquel partido López dispuso sobre el campo a Felip, Gañán, Mario, Abel, Arpón, Jorge Alonso, López Garai, Tomás, Miku, Quique Martín y Zé Tó. Koeman Charcos y Deus salieron desde el banquillo en 90 minutos disputados de poder a poder que acabaron sin goles y dejaron la resolución final de la temporada para lo que sucediera en el estadio Helmántico.

 

Jornada de las grandes. El Salamanca buscaba el ascenso como local en una de esas grandes finales que cualquier buen aficionado recuerda. Para la memoria colectiva queda aquel once casi de gala formado por Felip, Gañán, Mario, Abel, Jorge Alonso, Arpón, López Garai, Tomás, Quique Martín, Zé Tó y Miku. Charcos Jacobo Campos y Deus participaron también en aquel partido que hasta el minuto 62 transcurrió igual que lo había hecho en Sevilla. 

 

Como no podía ser de otra forma el goleador de la temporada, el venezolano Miku, se convirtió en protagonista del tanto más importante de ese año y de la historia más reciente de la UD Salamanca. Miku puso el 1-0 y aquel gol valió un ascenso

 

El sueño se convirtió en realidad. Lo que sucedió después ya es otra historia.