El paso de nivel de Gomecello tendrá que esperar para su eliminación

Adif no incluye en la lista de los que se van a eliminar el paso a nivel de Gomecello. Tiene barreras y está señalizado, pero por ahí pasa el nuevo tren Madrid-Salamanca y es un punto con mucho tráfico.

El paso a nivel de Gomecello, junto los cerca de 60 que todavía tiene activos la red ferroviaria en Salamanca, tendrá que esperar, al menos, un año más para su eliminación. Eso sí finalmente Adif lo incluye en su programa de actuación 2016-2024, algo que debería ocurrir tarde o temprano porque por ese punto ya pasa el nuevo tren de altas prestaciones que circula por la vía electrificada y que debe circular a 200 km/hora.

 

Este paso a nivel es uno de los compromisos de Adif desde hace años. De hecho, en 2013 se anunció la supresión de los dos que componen estre cruce entre vía y carretera. Sin embargo, a día de hoy, el lugar está como está desde hace años. En una visita en la tarde de este miércoles, se aprecian las barreras, los semáforos y la señal acústica con la que se anuncia que, en segundos, pasa el Alvia Madrid-Salamanca a toda velocidad mientras numerosos coches, furgonetas, camiones y tractores esperan. El punto tiene bastante tráfico, lógico con la cercanía del CTR.

 

 

TENDRÁ QUE ESPERAR

 

Sin embargo, este paso a nivel va a estar ahí, por lo menos, otro año. No está entre los cuatro sobre los que se va a actuar en los próximo 16 meses; Adif ha confirmado a TRIBUNA la lista, compuesta por dos en la provincia de Burgos y otros dos en la provincia de Palencia. En total son 74 en toda España para el primer lote, 5,8 millones de euros, pero el plan continúa hasta 2024 y es de suponer que habrá más.

 

En virtud de la actual legislación, el tráfico de vehículos que registra un paso a nivel es el factor determinante para determinar si ese cruce de la carretera con una línea de tren debe suprimirse o bien contar con distintos niveles de protección (instalación de barreras o semibarreras automáticas, señalización vertical, señales sonoras o acústicas, entre otras). De momento, el de Gomecello está con barreras automáticas, señalización y señales luminosas y sonoras.

 

A principios de este siglo, se cambiaron los criterios de evaluación de su nivel de seguridad; en principio sólo se tenía en cuenta el número de vehículos que pasaban y se actuaba allí donde el tren circulaba a más de 160 km/h, pero se pasó a evaluar la visibilidad o el historial de accidentes. Con esta información, se clasificaron esos 1.931 pasos a nivel y, entre 2005 y 2012 se suprimieron.

 

Sin embargo, todavía quedan en toda Castilla y León y en toda España porque, además de los criterios de densidad del tráfico y proximidad a núcleos, Adif tiene en cuenta también la disponibilidad presupuestaria. El plan 2005-2012 contó con 1.320 millones y ahora Adif empieza por 75 millones, en principio, para este año; según los presupuestos del Estado, entre 2012 y 2016 sólo se habrían dispuesto 80 millones para todo el país, lo que habría ralentizado su supresión.

 

Con el nuevo el plan de supresión de pasos a nivel 2016-2024 Adif pretende la "progresiva" supresión de aquellos pasos a nivel cuyo uso por parte de vehículos de carretera ha crecido en los últimos años "como consecuencia del desarrollo urbano de distintos núcleos de población", según dichas fuentes.

 

 

INVERSIÓN

 

Adif, la empresa pública que se encarga de construir y gestionar las infraestructuras ferroviarias, ha invertido unos 300 millones de euros en los últimos siete años en suprimir o mejorar este tipo de infraestructuras. En concreto, en este periodo ha destinado 220 millones a eliminación de este tipo de cruces, otros 52 millones a mejorar las protecciones y los sistemas de seguridad y señalización de los aún existentes, y 25 millones más a instalar cerramientos para evitar el acceso de personas o animales a las líneas de trenes.

Noticias relacionadas