El mercado de segunda mano, al alza en Salamanca

Las teorías que se barajan son numerosas, algunos defienden la asfixia de la situación económica, otros lo achacan a causas socioculturales pero lo cierto es que cada día aumentan las interacciones en el mercado de segunda mano.

Cash Converters, gran empresa multinacional de compraventa de objetos, lleva nada menos que veinte años instalado en Salamanca. Conoce en profundidad las tendencias de sus ciudadanos y el movimiento de mercancías a lo largo de los diferentes períodos y afirman que siempre ha habido actividad, que no depende del factor económico sino que es una cuestión generacional.

 

Acudir a un local de compraventa de objetos era en la sociedad española una costumbre inusual hasta hace relativamente pocos años, sin embargo en el resto de Europa tiene mayor tradición. Pedro Gil, trabajador de la empresa, asocia el constante ascenso de la demanda de productos de segunda mano entre la gente joven a las inquietudes propias de la edad. Esto les lleva a moverse mucho y a conocer otras formas de vida y costumbres llevadas a cabo fuera de sus fronteras.

 

Cash Converters, en el Paseo Canalejas (Foto: Chema Díez)

 

Viajar a bajo coste, opciones de pasar temporadas largas en otros países como el Erasmus o las becas de idiomas, son posibilidades  que sus generaciones ascendentes no tenían. De esta manera asimilan las conductas y formas de vida de los países y regiones que visitan y las trasladan a su ciudad, condicionante clave para el desarrollo del mercado de segunda mano.

 

Los artículos que trabaja este punto de venta son muy variados, se admiten todo tipo de productos. Puedes encontrar en el local desde artículos de cocina a máquinas de gimnasio. Señalan como sectores punteros el de la tecnología y el de la joyería. Tanto la oferta como la demanda es constante y la calidad de los productos óptima.

 

Destacan el ámbito musical como uno de los más dinámicos, Pedro afirma que Salamanca es una ciudad muy cultural y la presencia de un conservatorio hace que tanto músicos como aprendices compren y vendan sus objetos especializados cuando adquieren uno de nivel superior.

 

Cex es otra cadena especializada en compraventa de segunda mano, la diferencia con la anterior es que ha apostado directamente por la tecnología y están especializados en el mencionado sector puntero. Entre los productos expuestos en sus vitrinas podemos encontrar películas, música, material fotográfico, videojuegos y una variedad enorme de artículos relacionados con la electrónica.

 

 

La apertura de su primera tienda en Salamanca es más reciente, lleva casi dos años ofreciendo sus servicios y afirman que durante este período los intercambios no han dejado de ascender. Diego, encargado de Cex, revela que el número de personas que acude a su establecimiento a comprar productos de segunda mano es mayor que el que acude a venderlos, hecho que antes se producía a la inversa.

 

Diego no se plantea ni un momento cuál es el producto más solicitado en el sector tecnológico “La gente quiere un móvil que tenga whatsapp”.

 

Todas las tiendas que trabajan el mercado de segunda mano ofrecen garantías a sus clientes, la “Ley de Garantías de Segunda Mano” les ampara.  Tanto un establecimiento como el otro tienen convenios con las marcas que exponen,  así como talleres propios y ofrecen un año de garantía a los compradores descontentos. De esta manera la confianza se acentúa  y la tendencia a comprar un objeto de segunda mano es cada vez mayor porque los resultados de los productos acaban beneficiando tanto a los usuarios como a sus bolsillos.