El juicio contra el clan Jodorovich podría repetirse al no alcanzar un acuerdo el Jurado Popular

El juicio contra siete integrantes del clan Jodorovich, a quienes se acusa de descuartizar a un hombre en 2007, podría repetirse al no alcanzar un acuerdo los miembros del Jurado Popular que enjuició los hechos en la Audiencia Provincial de Madrid.
MADRID, 24 (EUROPA PRESS)



El pasado lunes, la presidenta del Tribunal del Jurado, Mercedes del Molino entregó a los miembros del Jurado el objeto del veredicto en el que se recogen los hechos sobre los que se tienen que pronunciar para dictaminar la culpabilidad o inocencia de los procesados.

Los hechos se refieren a siete acusados de un delito de asesinato alevoso y de otro de tenencia de armas de fuego. A todos se les pide un total de 26 años de prisión por su supuesta participación en el descuartizamiento de un colombiano, que supuestamente debía una deuda de 200.000 euros.

Tras tres días, el Jurado Popular está bloqueado. Fuentes jurídicas han señalado a Europa Press que han entregado ya dos veces el acta en la que se recogen los hechos, dado que en su votación no han obtenido mayorías necesarias.

Tras convocar a las partes, la presidente del tribunal ha pedido a los miembros que hagan un esfuerzo para inclinarse en uno u otro lado. "Su labor es muy importante. Les ruego que hagan un esfuerzo para acabar con esta situación de bloqueo. Seguro que hay elementos que harán inclinar vuestra posición a algún lado. Os pido un último esfuerzo", les ha dicho.

Además, la presidenta ha leído el artículo 65 de la Ley Orgánica de la Ley del Tribunal de Jurado que recoge que "Si después de una tercera devolución permaneciesen sin subsanar los defectos denunciados o no se hubiesen obtenido las necesarias mayorías, el Jurado será disuelto y se convocará juicio oral con nuevo Jurado".

"Si celebrado el nuevo juicio no se obtuviere un veredicto por parte del segundo Jurado, por cualquiera de las causas previstas en el apartado anterior, el Magistrado-Presidente procederá a disolver el Jurado y dictará sentencia absolutoria", agrega el precepto legal.

ACUSACIÓN FISCAL

Según el fiscal, los acusados se pusieron de acuerdo en octubre de 2007 para matar a un colombiano de 31 años, R.H.M, planeando llevarle a una vivienda para asesinarle a tiros con su propia pistola.

Para ello, dos de los acusados se pusieron en contacto con el líder para que se trasladara a Madrid para el desarrollo del plan. A su llegada, contrataron a varias personas, quienes contactarían con la víctima en la tarde del 20 de octubre de 2007.

El asesinato se produjo a tiros en una vivienda situada en la calle Juan portas. Tras ello, los procesados procedieron a desmembrar el cuerpo de la víctima y a descuartizarlo para meterlo en bolsas separadas. Los restos se hallaron en una zona boscosa de San Martín de Valdeiglesias.