El juez Castro deja en libertad al etarra Bolinaga "por razones humanitarias"

La Fiscalía tendrá un plazo de cinco días hábiles para recurrir el auto de libertad condicional

El juez central de Vigilancia Penitenciaria de la Audiencia Nacional, José Luis Castro, ha aceptado la petición de poner en libertad por "razones humanitarias" al etarra Josu Uribetxeberria Bolinaga, condenado por el secuestro del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara, para que sea atendido del cáncer que sufre, informaron fuentes jurídicas.

En todo caso, la salida de la cárcel del preso no será inmediata ya que se producirá cuando el auto judicial adquiera firmeza, tal y como establece la Disposición Adicional Quinta de la Ley Orgánica del Poder Judicial (LOPJ), que recoge que cualquier recurso tendrá "efecto suspensivo" sobre la puesta en libertad del condenado.

De esta forma, la Fiscalía tendrá un plazo de cinco días hábiles, es decir, hasta el jueves de la próxima semana, para recurrir el auto de libertad condicional, que sería examinado por los cinco jueces de la Sección Primera de la Sala de lo Penal, que preside el magistrado Fernando Grande-Marlaska.

Castro ha adoptado esta decisión después de que el martes se desplazara hasta el Hospital Dononstia de San Sebastián para visitar al recluso, que está ingresado en este centro desde el pasado 1 de agosto, y se entrevistara con los médicos oncólogos que le están tratando.

El fiscal de la Audiencia Nacional se manifestó el pasado lunes en contra de la libertad para Bolinaga, al considerar que el etarra no se encuentra en "una situación claramente terminal" ni "en el último periodo de su vida", por lo que podría ser tratado "por los servicios médicos" de la cárcel de Zaballa (Álava).