El IPC sube un 0,9% en marzo en Salamanca y ya se sitúa en el 2,3%

El único descenso de los precios en el mes de marzo se registró en la partida de medicina (-0,1 por ciento)
El Índice de Precios de Consumo (IPC) aumentó un 0,9 por ciento en febrero respecto al mes anterior (dos décimas más que en España) y la tasa interanual (es decir, la variación de los precios registrada durante los últimos doce meses) se mantiene en el 2,4 por ciento en Castilla y León, cinco décimas más que la media nacional (1,9 por ciento), según los datos hechos públicos por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Por su parte, en lo que va de año el IPC ha caído un punto en Castilla y León.

En León, Salamanca y Zamora el incremento registrado ha sido en marzo del 0,9 por ciento, por lo que la inflación interanual se sitúa en el 2,3 por ciento en las dos primeras provincias y en el dos por ciento en Zamora, mientras que la variación en lo que va de año es del -0,2, -0,1 y -0,6 por ciento.

Por sectores, el único descenso de los precios en el mes de marzo se registró en la partida de medicina (-0,1 por ciento) mientras que se mantuvieron invariables los precios de enseñanza y otros.

Mientras tanto, el pasado mes los mayores aumentos se registraron en las partidas de vestido y calzado, con un crecimiento del 3,8 por ciento y en transporte, de, 3 por ciento. Asimismo, creció un 0,1 por ciento en alimentos y bebidas no alcohólicas, el mismo incremento registrado en bebidas alcohólicas y tabaco y en comunicaciones, mientras que en vivienda el aumento fue del 0,4 por ciento; en menaje, del 2 por ciento; en ocio y cultura, del 0,8 por ciento y en hoteles, cafés y restaurantes del 0,4 por ciento.

Los precios subieron en marzo en todas las provincias de Castilla y León.

La mayor subida de los precios en marzo se registró en Burgos y Palencia, donde el IPC aumentó un 1,1 por ciento en comparación con el mes anterior. La inflación interanual en estas provincia se situó en el 2,8 y 2,5 por ciento, respectivamente y la inflación en lo que va de año en el 0,2 y 0,1 por ciento.

En Ávila y Soria el aumento de los precios fue del 1 por ciento, lo que sitúa la inflación interanual en el 2,5 y 1,9 por ciento, respectivamente, y en lo que va de año se mantiene invariable en Ávila y con una caída del 0,3 por ciento en Soria.

En Valladolid, los precios han crecido un 0,8 por ciento en marzo, con una tasa interanual del 2,4 por ciento y una variación en lo que va de año del -0,1 por ciento, mientras que en Segovia el aumento ha sido del 0,7 por ciento con una inflación interanual del 2,4 por ciento y en lo que va del años del -0,4 por ciento.