El IPC registró en enero su mayor bajada mensual en 50 años

El IPC bajó en enero un 1,3%, su mayor registro en 50 años en 30 días

El Índice de Precios al consumo sufrió un descenso del 1,3% en un sólo mes, cifra que se convierte en la mayor bajada en los últimos 50 años. El interanual cae hasta el 2,7%.

El Índice de Precios de Consumo (IPC) bajó en enero un 1,3% respecto a diciembre, su mayor descenso mensual en 50 años, y situó su tasa interanual en el 2,7%, dos décimas menos que en diciembre, según ha informado este viernes el Instituto Nacional de Estadística (INE).

 

Los datos difieren en una décima de los que avanzó el organismo a finales de enero, cuando, provisionalmente, apuntó que la tasa interanual se situaría en el primer mes del año en el 2,6%, mientras que, en tasa mensual, calculaba un descenso de los precios del 1,4%.

 

Finalmente, la caída mensual ha sido del 1,3%, un descenso histórico, pues no se registraba un recorte mensual de esta naturaleza desde junio de 1963, cuando los precios disminuyeron un 1,8%, según la serie de IPC elaborada por el organismo estadístico.

 

La reducción mensual de enero se ha debido, sobre todo, a las rebajas de invierno en el vestido y el calzado, cuya tasa se ha reducido un 14,7% respecto a diciembre. También el ocio y la cultura y la vivienda han ayudado a recortar los precios en enero.

 

La tasa interanual del 2,7% alcanzada en enero es la más baja desde el pasado mes de agosto, cuando la inflación se situó también en el 2,7%. El INE ha explicado que el descenso interanual de los precios se debe al comportamiento menos inflacionista de los precios de la electricidad y de los carburantes.

 

En concreto, la tasa interanual del grupo vivienda, donde se incluye la electricidad, se redujo más de un punto en enero, hasta el 4,4%. Aunque la factura de la luz subió en enero, el fin del ajuste de precios de los peajes de acceso ha contribuido a que la electricidad se comporte de manera menos inflacionista en el primer mes del año.

 

El transporte recortó nueve décimas su tasa interanual, hasta el 2,2%, debido a que los precios de los carburantes aumentaron más en enero de 2012 que en el mismo mes de este año. La medicina, por su lado, rebajó más de un punto su variación interanual, hasta el 12,1%, por el abaratamiento de los medicamentos a causa de la suspensión del euro por receta en Cataluña.

 

Por su parte, el Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA) se situó en enero en el 2,8%, dos décimas menos, mientras la inflación subyacente, que no incluye los precios de los productos energéticos ni de los alimentos no elaborados, elevó una décima su tasa anual, hasta el 2,2%.