El Guijuelo remonta para renacer

Chuchi y Jonathan disputan un balón ante un rival (Foto: Roberto Ruiz / Diario Montañés)

El equipo de Rubén de la Barrera se rehace y logra una victoria de oro frente al Tropezón para seguir en play off y recuperar sus señas de identidad.

 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

1 CD TROPEZÓN: Dorronsoro (m. 23 Pacheco); Fer, Cote, Adrián León, Luis Alberto; Santelices, Fresno (m. 65 Estrada), González, Perujo; Rafa y Álex.

 

3 CD GUIJUELO: Wilfred; Gago, Jonathan, Ángel Martínez, Razvan; Moreno, Valero (m. 53 De la Mota), Néstor Gordillo (m. 46 Manu), Peña (m. 80 Garban); Chuchi y Pino.

 

GOLES: 1 – 0 minuto 28, Fer. 1 – 1 minuto 54, Antonio Pino. 1 – 2 minuto 63, Rubén Peña. 1 – 3 minuto 83, Gago.

 

ÁRBITRO: Jiménez Moreno (colegio castellano – manchego). Amonestó a León (m. 21), Luis Alberto (m. 38) y Rafa (m. 52 y 78) por parte del CD Tropezón y a Razvan (m. 43), Peña (m. 65) Ángel Martínez (m. 69) y Moreno (m. 87) por parte del CD Guijuelo.

 

EN DETALLE: Partido correspondiente a la jornada 32 del Grupo I de Segunda B que ha enfrentado en el campo de Santa Ana a CD Tropezón y CD Guijuelo.

Remontada para renacer; así puede definirse un partido muy disputado, especialmente en unos 45 primeros minutos en los que el Tropezón lo dio todo ante un Guijuelo que supo aguantar a la perfección sin perder sus señas de identidad pese a irse al descanso 1 – 0. En la reanudación, el equipo siguió a lo suyo y Pino, Peña y Gago certificaron una merecida y trabajada victoria que deja al equipo donde se merece y con unas sensaciones muy positivas para afrontar lo que queda, que es mucho y seguro que será duro.

 

De la Barerra salió con los ya habituales y tan solo hubo una sorpresa en el once, importante, pero a la vez quizá esperada. Y es que el canario Néstor Gordillo, tras su periodo de aclimatación y su gran partido frente a la SD Noja, fue titular por primera vez desde su llegada para dotar al equipo de más opciones por dentro. El otro costado lo ocupó Peña, por lo que Gago siguió en el lateral.

 

El Guijuelo comenzó el partido con las señas de identidad que le ha caracterizado hasta ahora, dominando y con mucha intensidad en el juego por bandas con Gago y Néstor como protagonistas. El equipo estaba enchufado y lo demostraba desde el principio, pero debía mantener el orden durante los 90 minutos.

 

De hecho, en el minuto 5, el primer susto llegó para el CD Guijuelo cuando el fuete viento ayudó a que una pelota colgada por Fresno pegase en el larguero de la portería de Wilfred para llevar el ‘uy’ a la grada. Es más, este fenómeno meteorológico se convertiría en protagonista negativo y junto a la rapidez en las contras del tropezón, fueron los peligros para el CD Guijuelo.

 

Pero los de Rubén de la Barrera seguían conectando por la derecha con un Gago que aprovechaba los espacios que le dejaba Néstor para enganchar con Pino, y con Chuchi que era el encargado de mover al equipo. Pasaban los minutos y el partido bajó un poco su intensidad, igual porque el Guijuelo no encontraba el modo pese a intentarlo de todas las maneras posibles.

 

Fueron tan solo unos minutos ‘malos’, de incertidumbre… que supo aprovechar el Tropezón en una buena salida a la contra, gran virtud de los cántabros, que terminó con un gran pase de Rafa a Fer para que éste sorprendiese a la zaga y batiese a Wilfred.

 

De nuevo, tocaba sobreponerse y remar para sacar adelante un partido muy complicado en el que el equipo no estaba jugando mal, pero quizá faltaba un poco más de profundidad. La pelota era del Guijuelo y solo faltaba que una de las conexiones funcionase arriba.

 

(Foto: Roberto Ruiz / Diario Montañés)

 

Una de ellas llegó al filo del descanso con una buena internada de Peña pero su disparo lo detuvo a la perfección el juvenil Pacheco (sustituyó a Dorronsoro lesionado) y el posterior rechace lo envió fuera Pino pese a que la jugada estaba anulada por un nuevo fuera de juego… otro más que le pitan a los salmantinos.

 

PRONTA REACCIÓN… RENACIMIENTO Y VICTORIA

 

En la reanudación, De la Barrera movió ficha dando entrada a Manu por Néstor, con el fin de buscar esa chispa de velocidad que le faltaba al equipo para intentar romper la defensa rival, con varias llegadas en los primeros minutos de juego pero faltaba remate.

 

Un remate que llegaría en el minuto 54 después de que Pino resolviese bien dentro del área, sin ponerse nervioso y con tranquilidad, para hacer el empate y dar un gran respiro al CD Guijuelo, que falta le hacía. Antes, había entrado De la Mota por Valero para dar más presencia en el medio al equipo, que ya había hecho lo más difícil: sobreponerse al gol y empatar lo más rápido posible.

 

El partido entró entonces en un momento en el que tocaba tomar la iniciativa y el Guijuelo no lo dudó; siguió siendo ese equipo intenso y combinativo que ha sido hasta ahora y además supo aprovechar los errores del rival, como ocurrió en el segundo gol, obra de Rubén Peña. El extremo cazó una pelota en el área tras cogerle la espalda al lateral y batió a Pacheco con mucha tranquilidad para dar un golpe en la mesa y demostrar el porqué de la grandeza de este equipo.

 

'LA PUNTILLA'

 

El más difícil se había conseguido; ahora tocaba tener la sangren fría para aguantar el marcador o poner ‘la puntilla’. Pero el Tropezón no había dicho la última palabra y Perujo, una vez más (el mejor de los cántabros) se topó con un gran Wilfred y con Jonathan, que mandó el balón a córner. Tocaba sufrir hasta el final, pero dicen que así sabe mejor.

 

En el 78, Rafa se equivocó y dejó al Tropezón con 10 hombres de manera justa, beneficiándose un Guijuelo que se veía ganador aunque sabía que los últimos minutos también iban a ser complicados. Peña (gran partido el suyo) dejó su puesto a Garban para darlo todo en la recta final de un partido que terminó de sentenciar un muy activo e incisivo Gago, que aprovechó un gran envío de Quique de la Mota (buen partido) para hacer el tercero y cerrar una victoria de oro.

 

El CD Guijuelo supo reaccionar para renacer y llevarse tres puntos que no solo le valen para seguir arriba y no perder comba, también para despejar dudas y fantasmas que algunos ‘de fuera’ se empeñaron en sacar a relucir. Golpe y victoria como respuesta…

 

(Foto: Roberto Ruiz / Diario Montañés)