El Grupo Municipal Socialista de Béjar critica la adquisición de un autobús urbano

Sufre una avería importante, por lo que el consistorio tratará de recuperar el dinero pagado a través de "un proceso judicial con resultado incierto", como acusa el PSOE.

El Grupo Municipal Socialista del Ayuntamiento de Béjar ha denunciado la mala gestión del  Ayuntamiento de Béjar al adquirir un autobús urbano (de segunda mano) "en una operación que describieron como un ahorro para la ciudad por su bajo precio, algo más de 20.000 euros (importe más tarde incrementado con el transporte y la ITV)", como ellos mismos apuntan en una nota de prensa.

 

Al parecer, antes de llegar a Béjar y una vez abonado el importe, el autobús sufrió una avería seria que el consistorio bejarano reconoció que supondría "unos 8.000 euros de arreglo, pero que lo pagará el vendedor", como apuntan desde el PSOE.

 

"Ante la tardanza en ver el autobús por nuestras calles, volvemos a preguntar en las comisiones y nos dicen que, una vez reparado, están procediendo a su adecentamiento, pintura, y a instalar algunos detalles que faltaban", añaden al respecto desde el Grupo Municipal Socialista.

 

Sin embargo, en la última comisión informativa, celebrada este mismo lunes, el concejal responsable ha asegurado que el autobús tiene otra seria avería, que impide al motor desarrollar toda la potencia necesaria, y que se ha retirado del servicio tras un par de días. Al parecer la explicación que ofrece el equipo de Gobierno es que "han avisado al vendedor que deberá repararlo en un servicio técnico oficial, o bien devolver el dinero. En caso contrario, le advierten de acciones judiciales. Nos dice que, transcurrido el plazo que se le había dado, el vendedor no ha contestado", dicen desde el PSOE.

 

De este modo, la crítica de la oposición se centra en que, ahora, para recuperar el dinero, "tendremos que ir a un proceso judicial con un resultado incierto, y con unos gastos que tendremos que afrontar entre todos los bejaranos", cuando sus indicaciones eran las de devolver el autobús ya cuando se averió la primera vez.