El Gobierno refuerza el poder sancionador del Banco de EspaĂąa sobre los banqueros

PodrĂĄ multar a los gestores con medio millĂłn de euros e inhabilitarlos diez aĂąos sin permiso de EconomĂ­a

El Gobierno reforzarĂĄ el poder del Banco de EspaĂąa para imponer sanciones a los gestores de bancos y para sustituirlos por otros con el fin de evitar el deterioro de la entidad, segĂşn figura en el decreto de reforma del sector financiero que serĂĄ aprobado por el Consejo de Ministros el prĂłximo viernes 31 de agosto.

La futura norma traslada desde el Ministerio de EconomĂ­a al Banco de EspaĂąa la capacidad para imponer a los administradores de entidades sanciones muy graves: multas de hasta 500.000 euros e inhabilitaciĂłn para ejercer cargos de direcciĂłn en la banca por hasta diez aĂąos, entre otras.

Hasta ahora, la imposiciĂłn de sanciones por infracciones muy graves correspondĂ­a al Ministerio de EconomĂ­a a propuesta del Banco de EspaĂąa, mientras que a partir de que el decreto se publique en el BOE, serĂĄ el regulador el que asuma esta capacidad tras dar cuenta razonada de su decisiĂłn al departamento.

Asimismo, el borrador del decreto al que tuvo acceso Europa Press amplĂ­a los supuestos de infracciones muy graves al incluir entre ellas que los administradores de una entidad de crĂŠdito no remitan al Banco de EspaĂąa el plan para cumplir con las normas de solvencia en el plazo establecido.

En concreto, cuando el Banco de EspaĂąa tenga conocimiento de que una entidad es inviable o crea previsible que lo serĂĄ en un plazo razonable, requerirĂĄ a su Ăłrgano de administraciĂłn que presente un plan de actuaciĂłn en diez dĂ­as.

Este decreto, que modifica la Ley 26/1988 sobre Disciplina e IntervenciĂłn de las Entidades de CrĂŠdito, considerarĂĄ una infracciĂłn muy grave superar dicho plazo para remitir al regulador el plan de vuelta a la solvencia.

La futura norma incrementa tambiĂŠn la capacidad de actuaciĂłn del Banco de EspaĂąa en los Ăłrganos de control de los bancos cuando considere razonable que no van a cumplir con requisitos de solvencia, liquidez o control interno.

CESE DE LOS ADMINISTRADORES
AsĂ­, dentro de sus competencias de intervenciĂłn temprana, el Banco de EspaĂąa podrĂĄ requerir el cese y sustituciĂłn de miembros de los Ăłrganos de administraciĂłn de las entidades financieras y de directores generales con el fin de garantizar su viabilidad.

"El Banco de EspaĂąa podrĂĄ acordar la sustituciĂłn provisional del Ăłrgano de administraciĂłn en caso de que las restantes medidas no fueran suficientes para evitar el deterioro de la situaciĂłn de la entidad", dice el articulado de la norma.

La sustituciĂłn provisional de estos administradores se mantendrĂĄ en vigor durante un aĂąo, aunque este plazo podrĂĄ renovarse por periodos iguales hasta que se lleven a cabo las operaciones concretadas en el plan para garantizar la viabilidad de la entidad.

Este futuro decreto ley responde a las recomendaciones de Bruselas dentro del memorando de entendimiento (MoU) sellado con el Gobierno para que EspaĂąa pueda recibir la ayuda europea de 100.000 millones de euros para recapitalizar su sistema financiero.

"Se realzarĂĄn los procedimientos supervisores del Banco de EspaĂąa, que revisarĂĄ sus procesos de vigilancia y toma de decisiones para identificar deficiencias y acometer las mejoras necesarias", recoge el memorando.