El Gobierno asigna 1,44 millones de kilos de alimentos a la región que beneficiarán a 73.898 personas necesitadas

Arroz

El Gobierno de España ha asignado a Castilla y León un total de 1,44 millones de kilos de alimentos que, a través de Cruz Roja y el Banco de Alimentos, llegarán en una primera fase y de manera gratuita a 73.898 beneficiarios de la región.

En el marco del 'Programa 2015 de ayuda a las personas más necesitadas' y en colaboración con 563 entidades sociales, se repartirán 1,44 millones de kilos, el 30 por ciento del total, valorados en 1.255.870 euros.

En esta primera fase los alimentos objeto de reparto forman parte de una cesta de 15 productos entre los que se incluye arroz blanco, tarritos infantiles, cereales infantiles, leche de continuación en polvo, garbanzos, alubias, leche entera UHT, aceite de oliva, conserva de atún, entre otros. Son productos "de fácil transporte y almacenamiento, poco perecederos, y, sobre todo, de carácter básico, lo que permite que las personas desfavorecidas puedan preparar fácilmente una comida para una persona o para una familia con varios miembros, incluidos bebés".

La segunda fase, prevista para finales de septiembre, prevé distribuir el 40 por ciento del total y la tercera y última fase, el 30 por ciento restante, se distribuirá en febrero de 2016, según ha dado a conocer la Delegación de Gobierno.

En total, el Gobierno ha asignado a Castilla y León en torno a 4,8 millones de kilos del 'Programa 2015 de ayuda a las personas más necesitadas'. El presupuesto destinado para el programa 2015 contempla la mayor cantidad destinada a ayuda alimentaria en los últimos 28 años, que son los que el FEGA ha trabajado en la distribución gratuita de productos para la población más desfavorecida.

Las organizaciones asociadas de distribución, Cruz Roja Española y Banco de Alimentos, designadas ambas por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama) y a través del Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA), son las encargadas de la distribución de los alimentos entre las entidades de reparto.

Estas entidades harán llegar los alimentos a beneficiarios finales como individuos, familias, hogares o grupos que se encuentren en situación de pobreza económica, así como las personas sin hogar y otras personas en situación de especial vulnerabilidad social.

Seis de las 17 empresas suministradoras de alimentos se encuentran ubicadas en esta Comunidad Autónoma, cuatro en León y dos en Palencia.