El Garbanzo recibe el certificado para iniciar su comercialización

Pedrosillano. El cultivo, que consiguió el pasado mes de enero la Marca de Garantía, saldrá a la venta con este etiquetado en ocho o diez días, y en un plazo de dos años pretende certificar el total de semillas
CH. DÍEZ
El Garbanzo de Pedrosillo recibió hace escasas fechas la certificación para iniciar su andadura en el mercado bajo la Marca de Garantía, y está a la espera de recibir el etiquetado y entrar en el mercado en un plazo de entre ocho y diez días.

Así lo indicó el secretario técnico de Legumbres de Calidad, Nicolás Armenteros, quien se mostró satisfecho “porque todo el trabajo realizado por fin va a obtener sus frutos”. El inicio de la comercialización bajo esta marca supone un hito importante para los agricultores y los responsables de la Asociación, “porque supone un gran avance, garantizando la calidad como bandera de todo debido a los controles exhaustivos por los que pasa el cultivo. Además, en el etiquetado se explicará todo con más detalle”.

Otro de los objetivos de los profesionales que trabajan para el Garbanzo de Pedrosillo es seguir creciendo como marca en el mercado y poder tener un “reconocimiento mayor al existente, con un proyecto a medio o largo plazo que será muy satisfactorio”.

Además, en un plazo de dos años, los profesionales trabajarán para que la semilla esté certificada y todos los productores trabajen bajo el amparo de esta marca. En cuanto a un posible aumento de las ventas bajo la Marca de Garantía, Armenteros no cree que tenga mucha más importancia en este aspecto porque se trata de un producto reconocido. “El Garbanzo de Pedrosillo es ya una marca bastante importante, pero no hay duda de que a partir de ahora lo será aún más. El hecho de haber conseguido la certificación para comercializar bajo la Marca de Garantía supone el reconocimiento de la calidad y del esfuerzo de todos los que trabajamos para ello”.

Un paso para algo más
Sin duda, la pregunta obligada se centra en si la obtención de este reconocimiento puede suponer un paso muy grande para algo más. “Evidentemente, lo más importante y complicado ya lo hemos conseguido con este reconocimiento de la Marca de Calidad. Hemos creado un proyecto que a medio o largo plazo puede dar lugar a otros méritos y la consecución de nuevos propósitos, pero el tiempo dirá el modo de trabajar”, concluye Armenteros. Así, en breve espacio de tiempo, el consumidor degustará el Garbanzo bajo la Marca de Calidad.