El esfuerzo pasa factura: Hugo cae

BAJA EN CASTELLÓN. Microrrotura en el sóleo que le obliga a no jugar esta semana. TOCADOS. Gañán y Linares tuvieron que parar, Azkorra no entrenó y Toti continúa entre algodones, aunque se les espera a todos
Teresa Sánchez

La plantilla del Salamanca está echando el resto en el intento por salvar la categoría y el esfuerzo comienza a pasar factura. La enfermería del conjunto unionista se pobló ayer con varios jugadores que o no entrenaron o tuvieron que abandonar la sesión con diferentes molestias. La peor noticia llegó con la confirmación de que Hugo Leal no podrá estar el próximo sábado en Castalia porque la resonancia a la que fue sometido el pasado martes confirmó que sufre una microrrotura en el sóleo de la pierna derecha. El luso, que ya estuvo ausente en Vallecas por sanción, será una baja sensible para el centro del campo unionista y en su lugar JorgeD’Alessandro tendrá que elegir entre Álvaro Jurado y Endika Bordás.

Y puede ser peor, dependiendo de cómo evolucionen el resto de jugadores con problemas. El que se tuvo que retirar de la sesión de ayer fue Raúl Gañán, que se asustó después de sentir una molestia en su rodilla, aunque posteriormente el doctor le tranquilizó y confirmó que sufre una tendinitis de la que deberá tratarse de forma intensiva para tratar de estar al cien por cien. También bajo tratamiento se encuentra Gorka Azkorra, que aunque descartó la rotura fibrilar, no se incorporó ayer al grupo para evitar un retroceso en su recuperación, mientras que otro punta, Miguel Linares, también se vio obligado a dejar el entrenamiento de ayer. El ‘9’ unionista sufre una sobrecarga en el cuadrípces de su pierna izquierda, provocado al intentar proteger una rodilla derecha en la que también sufre un golpe. A este grupo hay que sumarles a un Toti que sigue en la tónica de las últimas semanas, sin poder ejercitarse con el grupo para tratar de recuperarse lo mejor posible de una pubalgia, esta semana con la pega de que tendrá un día menos para restablecerse. Pese a las ausencias, la sesión de trabajo se mantuvo bajo lo previsto, con una sesión en el estadio en la que se disputaron partidillos en dimensiones reducidas.