El ERE de Halcón y Ecuador afectará a las agencias con déficit superior a 10.000 euros

Agencia Viajes

La empresa mantiene la propuesta de la franquicia para evitar despidos.

El expediente de regulación de empleo (ERE) que Globalia planea realizar en Halcón Viajes y Viajes Ecuador, afectará a aquellas oficinas que obtengan pérdidas superiores a los 10.000 euross.


De esta forma, del total de 679 empleados, 580 de Halcón Viajes y 99 de Viajes Ecuador que figuran en el expediente, no todos podrían verse afectados por la medida una vez resuelto, existiendo la posibilidad de que la cifra sea inferior.

La empresa ha abierto la posibilidad de negociar con los organismos sindicales, los cuales pondrán sobre la mesa fórmulas para evitar que se lleven a cabo los despidos, o reducir al máximo el número.

Así, los sindicatos planean presentar un sistema de adscripciones voluntarias al expediente así como exigir un Plan de Viabilidad futuro a la empresa en las negociaciones previstas para este miércoles.

En esta línea, la empresa ha presentado una propuesta a los trabajadores de las más de 200 empresas afectadas para reconvertirse en autónomos y acogerse a un régimen de franquicia como alternativa.

Con ello, pretende evitar "el mayor número de despidos posibles y el cierre de las oficinas", según explicaron fuentes de Globalia, al posibilitar que el trabajador aumente la rentabilidad de la oficina mediante su propia gestión.

Según los sindicatos, no ha habido ninguna confirmación de los empleados y la propuesta todavía se mantiene "en la esfera privada".

Asimismo, las organizaciones sindicales han demandado a las compañías del grupo Globalia, un informe detallado de las cuentas de cada una de las agencias que contempla el expediente para "verificar" si realmente se mantienen por encima del umbral de déficit marcado.

Por otro lado, han solicitado un listado a la empresa con los traslados de empleados entre oficinas realizados durante junio y julio con el objetivo de descubrir "posibles malas prácticas" al traspasar trabajadores a los establecimientos afectados.

La empresa, que cuenta con 1.500 oficinas, presentó el ERE el mes pasado al ver reducido su consumo a la mitad desde 2008.