El edificio modernista de Gran Vía, distinguido en el Día Mundial de la Arquitectura

Foto: N. S. Z.

El presidente del Colegio de Arquitectos, Ángel Herrero, ha asegurado que el futuro de su profesión "pasa por la rehabilitación".

Uno de los edificios más reconocibles de Salamanca, situado en la esquina de Gran Vía con la Plaza de España, ha sido reconocido hoy, Día Mundial de la Arquitectura, en un acto que ha presidido el presidente del Colegio de Arquitectos, Ángel Herrero Pérez.

 

El edificio, diseñado por el arquitecto Eduardo Lozano Lardet, ha sido seleccionado como edificio singular de la arquitectura modernista. Su construcción, que se llevó a cabo entre 1934 y 1936, fue muy llamativa, ya que como ha recordado Herrero, "fue uno de los primeros que se construyeron en Gran Vía, ya que todo eran casas bajas".

 

En cuanto a la situación actual de la arquitectura, Herrero ha reconocido que "hemos tenido la desgracia de que la arquitectura ha estado unida a la especulación y se ha perdido su vinculación con la cultura y el arte, por lo que ahora mismo somos un sector casi desaparecido", lamenta. 

 

Para Herrero, el futuro de la arquitectura "está en rehabilitar edificios, porque muchos están obsoletos en este ámbito", apunta.

 

dia arquitectura

Foto: N. S. Z.