El consejero de Sanidad considera una anécdota las carpas fuera del Clínico para hacer resonancias

Imagen de las carpas ubicadas en el hopital de Salamanca (Foto: Cristian Martín)

Ciudadanos lamenta que la solución a la situación del Hospital fuera el ascenso del exgerente y el consejero pide valorar los esfuerzos que se hacen, aunque reconoce los problemas del antiguo edificio. IU se hace eco de los problemas con el mobiliario y las habitaciones.

El consejero de Sanidad, Antonio Sáez Aguado, ha defendido este martes el "importantísimo" esfuerzo que ha realizado la Junta de Castilla y León para la construcción del nuevo Hospital de Salamanca con una inversión este año de 32 millones de euros, "la mayor inversión en toda la Comunidad". Lo ha hecho tras las críticas del grupo de Ciudadanos en las Cortes, que en palabras del procurador Mitadiel ha calificado la gestión del Hospital Clínico de Salamanca como "el relato de una nefasta gestión de la Junta".

 

Tras asegurar que el ritmo de las obras es razonable y que el nuevo edificio estará operativo en 2018, Sáez Aguado ha considerado que es paradójico que estén surgiendo las mayores críticas sobre la situación hospitalaria en Salamanca en el ejercicio de mayor esfuerzo por parte de la Junta que, en su opinión, debería reconocerse y poner en equilibrio, pese a reconocer los problemas de infraestructuras del antiguo edificio

 

En este sentido, Mitadiel ha asegurado que "la situación del Clínico precisa que no se esquive el problema. Un plan coordinado, soluciones. Ni ascensos, ni parches ni improvisaciones" y que el ascenso de Rafael López es una solucioón vieja que genera "eternos problemas".

 

Sáez Aguado ha considerado "anecdóticas" las críticas de la oposición respecto a la instalación de carpas para la realización de resonancias magnéticas fuera del edificio, como ha denunciado el procurador del grupo Ciudadanos Manuel Mitadiel, desde el convencimiento de que lo verdaderamente importante en este asunto es que va a haber tres resonancias, una más que antes y una de ellas actualizada, a lo que el procurador de Podemos ha respondido que se debería haber planificado mejor.

 

Por parte del Grupo Mixto, su portavoz, José Sarrión, de IU, ha leído una reciente carta de la Junta de Personal del Hospital para evidenciar el "permanente abandono" de unas "estructuras obsoletas" que no están acondicionadas, con sillas de ruedas que no entran en los baños o camillas que no pueden acceder a los ascensores, según ha relatado. "Espero que no sea una anecdotilla", ha ironizado Sarrión respecto a la anterior referencia del consejero. Esta es la situación de la que TRIBUNA se ha hecho eco en los últimos días.