El conductor del BMW de Casillas de Flores es el futbolista del Marino de Luanco, Álex Arias

Foto: Antena 3

Varios testigos han asegurado que tanto Alejandro Arias como el otro joven que lo acompañaba huyeron del lugar aprovechando la confusión.

El futbolista avilesino Alejandro Miguel Arias de Haro, conocido deportivamente como Alex, se encuentra en libertad con cargos tras haber sido detenido en la madrugada del pasado domingo como presunto autor del doble homicidio cometido en la localidad salmantina de Casillas de Flores, después de que un vehí­culo arrollase a dos personas, según informa El Norte de Castilla.



alex arias luanco casillas flores accidenteNada más quedar en libertad, Arias se desplazó hasta Avilés, donde reside junto a su familia. Su hermana, que resultó con heridas leves en el mismo accidente, recibió el mismo domingo el alta en el Hospital Clínico de Salamanca, donde había sido ingresada después del accidente. Tanto el deportista como el tercer joven que se encontraba en el turismo, A. H. R, de 21 años, resultaron ilesos.
 

Aún permanece ingresada en Salamanca una persona que auxilió a los jóvenes accidentados ayudándoles a salir del coche. Presenta quemaduras en el brazo por las llamas del incendio del vehículo arrollado, además del impacto de numerosos cristales de las ventanillas. Durante el domingo, los médicos le extrajeron los fragmentos mayores.



El trágico accidente de Casillas de Flores aún se encuentra bajo investigación de la Guardia Civil para tratar de esclarecer todo lo sucedido, ya que al parecer no se sabe a ciencia cierta quién conducía el BMW. En un primer momento parecí­a que era la hermana del futbolista y, posteriormente, se indicó que el presunto autor podía ser Álex.
 

De igual manera, varios testigos de Casillas de Flores aseguran que tanto Alejandro Miguel Arias como el otro joven que lo acompañaba huyeron del lugar aprovechando la gran confusión que se generó. De igual manera, fuentes próximas a la investigación valoran que el coche podí­a ir a 180 kilómetros por hora, por los destrozos ocasionados.

 

El club asturiano apoya a su jugador

 

"El chaval está hundido y nosotros consternados por lo ocurrido. Pero todos juntos vamos a luchar por recuperar a Álex para que se sobreponga a esta dramática situación que está viviendo", aseguraba ayer Luis Gallego, presidente del Marino Club de Fútbol.

 

El presidente del Marino se refirió al accidente como "una terrible desgracia" en palabras recogidas por el Diario Independiente de Asturias, y no eludió las circunstancias que sitúan a Alejandro Arias como presunto autor de un delito contra la seguridad del tráfico, pues según informó la Guardia Civil, dio 0,63 microgramos de alcohol por litro de aire espirado en el test de alcoholemia cuando el máximo permitido es 0,25. "Mi primer pensamiento está, por supuesto, con las ví­ctimas y sus familiares; y luego con Álex, que ahora tendrá que responder de las consecuencias de unos actos cometidos en una noche mala como la que podemos tener cualquiera de nosotros", manifestó Gallego.

 

El presidente del Marino se mostró convencido de que el equipo responderá como una piña a la hora de arropar al jugador, que por más que sea un recién llegado a la disciplina del equipo luanquín "lo sentimos nuestro como si llevara aquí­ toda la vida".