El Centro Tecnológico del Vino suscita el interés de 58 arquitectos de toda España

Novedad. Además del edificio con sede en este municipio, la idea se amplia con un Centro de Investigación en Portugal para la vid, olivo, setas y castaños
Miguel Corral

Un total de 58 arquitectos procedentes de toda España y de varios países de europeos han presentado al concurso de ideas, convocado por el Ayuntamiento de Trabanca, los estudios técnicos para la redacción final del proyecto sobre el que se basará la construcción del Centro del Vino, Innovación y Desarrollo, iniciativa que promueve la Asociación Vinduero-Vindouro en colaboración con el Consistorio trabanquino.

Después de que el pasado 21 de mayo finalizase el plazo para la presentación de propuestas, el siguiente paso será la evaluación de las ideas para la adjudicación de la redacción del proyecto técnico, momento que se dará el día 21 de julio.

La redacción del proyecto cuenta con una subvención de 77.000 euros de la Junta, y en él se deberán reflejar, entre otras dependencias, oficinas de dirección, administración y secretaría y deberá contar con capacidad suficiente para 18 puestos de trabajo, que desempeñarán actividades ligadas a la investigación y prospectiva en servicios turísticos, márketing, sector agroali-mentario y en particular el vino.

El presupuesto estimado del proyecto rondará los 600.000 euros y el edificio se construirá en una sola planta con una superficie máxima de 500 metros cuadrados, por lo que el Ayuntamiento de Trabanca propone dos parcelas para su ubicación. Una, la conocida bajo el nombre de Foraboyal: y otra situada junto a la carretera de Villarino.

Para el alcalde de Trabanca, José Luis Pascual, el motivo de que este proyecto haya despertado el interés de arquitectos de todo el país “corresponde al hecho de que el mundo del vino en la arquitectura es más pujante que otros y un centro de referencia como el que proponemos es un escaparate perfecto para el arquitecto ganador, al que se le abren nuevas posibilidades con bodegas de la Rioja y Ribera del Duero que buscan edificios que sean un referente”. Según Pascual, “no se recuerda en la provincia que un concurso de arquitectura haya desper-tado el interés que éste, incluso de arquitectos de renombre”.

Hasta el momento sin más financiación que el coste de redacción del proyecto, el estudio final será presentado a la Junta de Castilla y León para obtener una financiación cercana los 223.000 euros, y que supondría el 50% del coste material. También, se presentará como proyecto piloto a la Ley de Desarrollo Rural “pues no solo estará dedicado al vino, tendrá un centro de investigación aplicada en Portugal con parcelas destinadas al estudio del viñedo, olivos, setas y castaños”.