El catedrático de Hematología de la Usal, Jesús F. San Miguel, premio Rey Jaime I

San Miguel, con más de 600 publicaciones, ha adoptado un modelo de medicina traslacional en su centro, ligando la investigación básica con los grupos clínicos para facilitar que los descubrimientos pasen rápidamente al cuidado del enfermo.

El jurado de los premios Rey Jaime I han reconocido en esta edición de 2013 a Manuel Esteller, en Investigación Básica; Jesús F. San Miguel Izquierdo, en Investigación Médica; Francesc Xavier Vives en Economía; Xavier Querol, en Protección del Medio Ambiente; Antonio González, en Nuevas Tecnologías y a Pedro Espinosa en la categoría de Emprendedores.

  

Así, lo ha anunciado este martes el presidente de la Fundación Premios Rey Jaime I, Santiago Grisolía, en un acto que se ha celebrado en el Palau de la Generalitat con la presencia del presidente del Gobierno valenciano, Alberto Fabra, el presidente de las Corts, Juan Cotino; la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y la delegada del Gobierno, Paula Sánchez de León, entre otras autoridades.

  

Estos premios han celebrado este año su 25 aniversario con la participación de 20 Premios Nobel entre el jurado, compuesto por 90 personas, que han elegido a los galardonados entre los 200 candidatos que se han presentado a estos reconocimientos, dotados con 100.000 euros en cada categoría.

  

Al respecto, el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, ha destacado que hay que ser "conscientes" de la "importancia" de la ciencia, de la investigación, del emprendurismo, y de la tecnología como "instrumentos fundamentales" de la sociedad y de la Administración para "generar riqueza y empleo a los ciudadanos". "Sin emprendedurismo no hay desarrollo económico y sin conocimiento no hay progreso", ha recalcado.

  

De hecho, ha destacado que la Comunidad Valenciana cuenta con más de 20.000 investigadores que conforman "un capital humano" que "todos los días trabaja para poner al servicio de la sociedad ese conocimiento" y ha resaltado que los premiados suponen "un ejemplo" de cómo con "la constancia, el trabajo y el esfuerzo de puede conseguir el éxito".  Además, ha destacado el trabajo de la Fundación, y especialmente de Grisolía, para la celebración de estos premios.

  

Por su parte, el presidente de la Fundación Valenciana de Estudios Avanzados, Vicente Boluda, ha apuntado que en estos momentos de crisis, en el que es difícil encontrar aportaciones, sobre todo de las Administraciones públicas, apostar por la ciencia "no es fácil", sino que es de valientes y visionarios" y al respecto ha recalcado en su intervención que estos premios son de "la sociedad civil valenciana".

 

PREMIADOS

 

Así, en esta edición el único galardonado de la Comunidad Valenciana es Xavier Querol, nacido en Castellón, (Morella),  miembro del Comité Científico asesor de la Organización Mundial de la Salud para la evaluación de las políticas de calidad del aire en la Unión Europea, que ha sido reconocido con el Jaume I protección del Medio Ambiente por su contribución científica en la mejora de la calidad del aire y de reducir el impacto de la contaminación sobre la población.

 

Su investigación se ha centrado en el estudio de las partículas atmosférica con el fin de comprender desde un punto de vista científico su impacto en la calidad del aire urbano y regional.

  

El galardón al Emprendedor ha recaído en Pedro Espinosa (Murcia), ingeniero industrial por la universidad pontificia de Comillas y por la Hautes Études d'Ingenierie de Lille, es Advance Management Program por el IE.  Espinoso es socio fundador de LLao Llao SL, franquicia de frozen yogurt de España, que creó a los 24 años, cuyo primer establecimiento se abrió en Denia (Alicante) y que en dos años se ha convertido líder del mercado y da empleo a 750 personas.

  

El jurado le ha concedido por unanimidad este premio por conseguir implantar exitosamente una idea de negocio dirigida al gran consumo, apostando por un enfoque innovador para un producto maduro, con visión y rapidez en el desarrollo de España y en mercados internacionales y lo considera un ejemplo del emprendedurismo joven.  

  

Por su parte, el Jaime I de Economía ha recaído en Francesc Xavier Vives, profesor de Economías y Finanzas y titular de la Cátedra Abertis de Regulación, competencia y Políticas públicas de IESE Business School y es asimismo Doctor en Filosofía en Economía por la Universidad de California, Berckley. Ha sido presidente de la Asociación Española de Economía y un papel relevante como asesor de la Comisión Europea.

  

El jurado ha valorado que ha sido una figura relevante en la Teoría de la Organización Industrial y d las Finanzas y se le reconoce especialmente por sus importantes contribuciones para la comprensión de las crisis financieras.

  

El jurado ha decidido reconocer al jefe de Servicio de Hematología del Hospital Universitario de Salamanca, catedrático de Hematología de la Universidad de Salamanca y director científico del Instituto de Investigación Biomédica de Salamanca, Jesús F. San Miguel, por haberse convertido en un referente indispensable en el diagnóstico y tratamiento del Mielanoma múltiple, las leucemias y los linfomas. San Miguel, con más de 600 publicaciones, ha adoptado un modelo de medicina traslacional en su centro, ligando la investigación básica con los grupos clínicos para facilitar que los descubrimientos pasen rápidamente al cuidado del enfermo.

  

El premio en la categoría de Investigación Básica ha sido para Manuel Esteller, director del programa de Epigenética y Biología del Cáncer en IDIBELL por sus contribuciones en el campo de la Epigenética con importantes implicaciones en modelos de senescencia y cáncer. Así, el conjunto de sus estudios refleja un plan de investigación ambicioso y bien planificado en la que tanto los mecanismos moleculares detallados junto y con los efectos resultantes como las posibles aplicaciones clínicas de las aplicaciones clínicas de las alteraciones epigenéticas en cáncer tienen un lugar destacado.  

  

El doctor en Informática y catedrático de la Universidad Politécnica de Cataluña y director del Centro de Investigación y Desarrollo de Intel Corporación de Barcelona, Antonio González, es el nuevo Rey Jaime I Nuevas Tecnologías por su trabajo en Arquitectura de Computadores  con importantes contribuciones en las áreas de rendimientos de procesadores, técnicas para reducir su consumo de energía y mejorar la disipación del calor que generan. Por ello, no sólo ha tenido un "importante impacto" en la comunidad científica, sino que también ha generado "importantes resultados" a nivel socioeconómico e industrial.