El barrio de Garrido y el Polígono de los Villares serán conectados con 2,4 kilómetros nuevos de carril bici

Los dos nuevos tramos conectarán el barrio Garrido con el polígono industrial Los Villares a través de las avenidas San Agustín y Gonzalo Torrente Ballester. El plazo de las obras es de dos meses y el presupuesto asciende a 102.000 euros.

Las obras para ampliar la red de carril bici que discurre por la ciudad de Salamanca han comenzado este 28 de mayo. De este modo, se ejecutarán de forma paralela dos proyectos que incrementarán en más de 2,4 kilómetros la red actual de la capital que asciende a cerca de 23 kilómetros.

 

En concreto los dos nuevos tramos conectarán el barrio Garrido con el polígono industrial Los Villares a través de las avenidas San Agustín y Gonzalo Torrente Ballester. El plazo de las obras es de dos meses y el presupuesto asciende a 102.000 euros.

 

Los nuevos tramos de carril bici conectarán con otros ya existentes en la zona dando continuidad a la red ciclista actual. En el caso del que discurrirá por la Avenida de San Agustín conectará con el itinerario ciclista de la Avenida de Salamanca, en la Glorieta del Tratado de Tordesillas; mientras que el proyectado por la Avenida Gonzalo Torrente Ballester enlazará con el actual del Parque de los Gozos y las Sombras, próximo al Multiusos Sánchez Paraíso.

 

El firme de los dos tramos será de color verde y en ambos se colocarán 160 separadores de caucho y 56 balizas para diferenciar los carriles ciclistas de la calzada. Esta ampliación en el itinerario ciclista de la ciudad pretende seguir fomentando la movilidad sostenible en la ciudad de Salamanca.

 

Cabe recordar, además, que ambas actuaciones están recogidas en el Plan de Movilidad Urbana Sostenible que recomienda la conexión de la ciudad con los polígonos industriales a través de itinerarios ciclistas.