El Barcelona salva tres puntos en Málaga

El Málaga asumió quizá en exceso la superioridad de su rival y estuvo lejos de Víctor Valdés.

 

 

FICHA TÉCNICA

 

MÁLAGA: Willy Caballero; Gámez, Sergio Sánchez, Angeleri, Antunes; Darder, Camacho (Morales, min.75), Tissone; Pawlowski (Eliseu, min.62), Santa Cruz y Fabrice (Seba, min.75).

 

FC BARCELONA: Víctor Valdés; Adriano (Alves, min.46), Piqué, Mascherano, Alba; Song, Xavi, Iniesta (Sergi Roberto, min.82); Alexis, Cesc y Pedro (Neymar, min.62).

 

GOLES:

 

   0 - 1, min.44, Adriano.

 

ÁRBITRO: Mateu Lahoz (C. Valenciano). Amonestó a Gámez (min.56), Sergio Sánchez (min.59) y Darder (min.71) por parte del Málaga. Y a Alexis (min.61) y Dani Alves (min.83) por parte del FC Barcelona.

 

ESTADIO: La Rosaleda.

El FC Barcelona se llevó los tres puntos de La Rosaleda con una victoria por la mínima (0-1), en el marcador y en el esfuerzo, ante el Málaga, una nueva victoria en la Liga BBVA aunque muy distinta al debut ante el Levante y que deja pendiente a los de Gerardo Martino de encontrar su versión más alegre para poder dar cuenta del hueso Atlético este miércoles en la vuelta de la Supercopa.

 

Después de endosar siete al Levante, el conjunto del Tata ha bajado su acierto de cara al gol, en gran parte por encontrase con mayores retos. Primero el Atleti y ahora el Málaga plantearon el reto defensivo al conjunto culé. Este domingo logró sumar la segunda victoria en Liga, pero la falta de sentencia bien pudo costar el empate a los catalanes. El Málaga jugó sus cartas y cerca estuvo de llevarse premio en los últimos minutos.

 

La buena imagen de los de Schuster ante el Valencia, no impecable pero seguramente mejor de lo que se esperaba después del éxodo en la ciudad andaluza de nombres clave, tuvo su continuación en La Rosaleda, aunque también se saldó con derrota. El Málaga asumió quizá en exceso la superioridad de su rival y estuvo lejos de Víctor Valdés. La estrategia de los locales fue claramente defensiva, tratar de frenar el poderío de su rival pero, durante gran parte del partido, olvidándose de la portería barcelonista.

 

El plan funcionó durante casi 45 minutos, justo cuando llegó el tanto de Adriano, uno más de su fábrica de goles desde la banda y con rosca. Con el equipo malagueño en su campo, el Barça pecó de falta de movilidad echando de menos al lesionado Messi. Sin el argentino, los de 'Tata' parecieron sin chispa aunque la falta de exigencia del rival contagiaba un ritmo más lento en los azulgrana.

 

Poco a poco el Barcelona rondaba la portería de Willy Caballero pero sin nadie llegando al remate. Un Alexis en su línea esta temporada e Iniesta movieron el ataque culé, del mismo modo que Cesc, de vuelta al once culé, y Pedro. Mientras, el Málaga apenas llegaba a la contra. La mejor de los visitantes la tuvo el chileno, en una buena combinación entre Iniesta y Cesc, pero la salvó Caballero. Al borde del descanso Adriano, quien no saltó después al campo lesionado, abría la lata y echaba por tierra el trabajo local.

 

El partido siguió en la segunda mitad la evolución de la primera, con un Barça cada vez más parado, entre tranquilo por no sufrir ocasiones e impotente por otro rival que se encerraba. Así las cosas, el Málaga parecía siguiendo su plan, dejando pasar los minutos sin enfadar a un gigante dormido o ausente. Un remate a la remanguillé de Piqué estuvo cerca de colarse a gol pero, con el marcador abierto, las mejores ocasiones terminaron siendo locales.

 

El joven Fabrice estrelló el balón al palo en el minuto 68 y en los últimos minutos Valdés tuvo que salvar una doble ocasión. Los de Martino habían desaparecido y solo la salida de Neymar llevó algo de peligro en un ataque desganado. El brasileño tardó en entrar en acción pero terminó siendo lo más destacable dentro un Barcelona falto de Messi pero sobre todo falto de ritmo.