El Ayuntamiento de Salamanca multa con 150 euros a un ciudadano "por hacer sus necesidades fisiológicas" en la calle

La infracción, "de carácter leve", fue impuesta el pasado 4 de abril a un ciudadano extranjero.

Mear en la calle (o cosas mayores) tiene castigo con nombre y apellidos: 150 euros. Al menos eso es lo que recoge una sanción impuesta por el Ayuntamiento de Salamanca en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP), que refleja que el pasado 4 de abril, un ciudadano extranjero, realizó "sus necesidades fisiológicas en la vía pública o espacio de uso público", con la consiguiente multa.

 

No obstante, se trata de una infracción "de carácter leve" y el autor de la misma no ha presentado ninguna alegación en el periodo establecido para ello, en una sación contemplada en los artículos 15.1, 22.1. d) y 23.1.a) de la referida Ordenanza Municipal.

 

La Comisión de Media Ambiente del Ayuntamiento ha sido la encargada de dar el visto bueno a esta sanción por mear en la calle o hacer otro tipo de necesidades y ser 'descubierto' por la Policía.