El Ayuntamiento busca el amparo de la Junta en el caso Corte Inglés con la fecha del 14 de marzo como límite

El alcalde, en su rueda de prensa de este jueves.

El equipo de Gobierno acelera la tramitación de la ordenación transitoria que la Junta concederá por dos años. Se hará lo antes posible, incluso en un pleno extraordinario, con el miedo a una fecha: a partir del día 14 de marzo, cualquier puede pedir la ejecución de sentencia.

El Ayuntamiento de Salamanca inicia hoy la tramitación express de lo que la oposición ha definido como una 'patada a seguir'. Se trata de la solicitud a la Junta de Castilla y León de una ordenación urbanística transitoria que permite protegerse de una posible ejecución de sentencia que obligue a cerrar El Corte Inglés, el centro cívico, la plaza y el campo de fútbol construídos con el planeamiento hecho para los grandes almacenes, que ha sido totalmente anulado por la justicia.

 

Esta es una posibilidad real ya que no caben más recursos y tanto Equo, que denunció la cuestión y ha ganado en los tribunales, como cualquier particular podrían solicitar la ejecución de sentencia. Eso lo puede hacer el demandante ya mismo y cualquier particular a partir del día 14 de marzo. Ante la posiblidad, postergar la solución es la primera salida que ha planteado el equipo de Gobierno. Serviría para mantener en suspenso dos años el urbanismo de la capital a la espera de poder arreglar el desaguisado cometido con el centro comercial: en caso de ejecución de sentencia, el Ayuntamiento podría alegar que ya se ha puesto a buscar soluciones.

 

La decisión de pedir esta prórroga a la Junta se trató en una junta de portavoces el pasado lunes, en la que el equipo de Gobierno trató de presionar a la oposición para que aceptara de inmediato la petición de esa prórroga. PSOE, Ciudadanos y Ganemos se negaron a asentir sin más. Después, han argumentado su posición: socialistas y 'naranjas' aceptan por responsabilidad y Ganemos sigue sin verlo bien.

 

Esa será su postura hoy en la comisión extraordinaria donde se aprueba la solicitud. Después tendrá que pasar por la preceptiva comisión para emitir un dictamen y aprobarlo en el pleno; si es necesario, se hará uno extraordinario ya que se quiere tener la autorización de la Junta lo antes posible para evitar problemas por una hipotética ejecución de sentencia. "Parece razonable tenerlo todo tramitado antes", ha dicho el alcalde con la fecha del 14 de marzo en el horizonte.

 

Lo que está por ver es la solución real, porque este trámite no deja de ser una prórroga para buscar una salida definitiva al embrollo. La oposición se ha negado a la revisión integral del PGOU que planteaba el equipo de Gobierno: la consideran una 'amnistía a los numerosos errores y escándalos urbanísticos del PP en los últimos años en Salamanca con los que Mañueco quería hacer un 'paquete tóxico'.

 

En su lugar, prefieren una revisión puntual para devolver a la legalidad el planeamiento urbanístico de El Corte Inglés. La clave es que quieren compensaciones ya que los tres grupos tienen claro que el centro comercial recibió mucho más de lo que le correspondía: pudo construir un edificio con 36.000 metros de edificabilidad y un parking subterráneo de cinco plantas a cambio de 3.600 metros de un campo de fútbol y la construcción de la plaza de la concordia y el centro cívico.