El Atlético, a una final menos de ser campeón de Liga

Esta victoria sufrida le permite mantener su colchón en lo alto de la tabla con cuatro 'finales' más por delante.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

ATLÉTICO DE MADRID: Courtois, Juanfran, Miranda, Godín, Filipe Luis, Tiago, Gabi, Koke (Diego, min.57), Adrián (Raúl García, min.46), Villa (Sosa, min.61) y Diego Costa.

  

ELCHE: Manu Herrera, Sapunaru, Pelegrín, Botía, Damián, Carlos Sánchez, Rivera, Javi Márquez (Boakye, min.77), Coro, Carles Gil (Aaron Ñíguez, min.70) y Cristian Herrera (Fidel, min.57).

 

GOLES:

 

   1 - 0, min.71, Miranda.

   2 - 0, min.91, Diego Costa.

  

ÁRBITRO: Clos Gómez (C. Aragón). Amonestó a Diego Costa (min.63) y Raúl García (min.73) por parte del Atlético. Y a Sapunaru (min.49), Coro (min.55), Rivera (min.63) y Pelegrín (min.65) en el Elche. Expulsó a Sapunaru (min.90) por doble amarilla en el Elche.

  

ESTADIO: Vicente Calderón.

El Atlético de Madrid salvó (2-0) su primera 'final' para proclamarse campeón de la Liga BBVA gracias al tanto victorioso de Miranda en la segunda mitad del duelo ante el Elche, adelantado a este viernes y celebrado en el Vicente Calderón, que ya en el descuento redondeó Costa, una victoria sufrida que les permite mantener su colchón en lo alto de la tabla con cuatro 'finales' más por delante.

  

Una vez más el Atleti no se rindió hasta encontrar los tres puntos. Los de Simeone, a tres victorias de ser campeones por su ventaja sobre Madrid y Barça, recibirán lanzados al Chelsea este martes, en las 'semis' de la 'Champions'. Una vez más la estrategia funcionó, el banquillo aportó y la fe por volver a saborear las mieles del éxito pudo más que un Elche que se mete en problemas con la permanencia. Los de Fran Escribá pusieron contra las cuerdas al líder, pero éste respondió.

  

Los rojiblancos saltaron con todo pero tras quince minutos perdieron el control del partido. Lo mismo hicieron en la segunda mitad, ya sin perder el dominio, solo que entonces el paso de los minutos suponía una agonía que Simeone combatió a base de cambios y directrices hasta que en un córner Miranda terminó encontrando la red. Algo de lo que fue también capaz finalmente un incansable Diego Costa, sin resquicios de su golpe en Getafe, pero no un Villa que desperdició un penalti al poco de la reanudación.

  

Y es que el Elche, que nunca había ganado en el Calderón y solo había sacado tres empates en 19 partidos, sin duda trató de arañar algo positivo en su difícil camino por no volver a Segunda. Tras 15 minutos de claro dominio local, en el que los atléticos encontraron bien los huecos entre la poblada defensa ilicitana, los de Fran Escribá sacaron la cabeza y comenzaron a pisar campo rival. La presión de los del 'Cholo' no funcionaba, Adrián y Villa no ayudaron en exceso, y los visitantes se plantaron en área rival con peligro.

  

Los primeros avisos fueron de Javi Márquez, con lanzamientos lejanos. En el segundo de ellos, Courtois tuvo que esmerarse para mandarla a córner, aunque sin duda la parada de la noche llegó en el lanzamiento de esquina, donde detuvo en dos tiempos el remate de cabeza y a bocajarro de Sapunaru. Poco después Carles Gil no aprovechó un gran pase de Rivera, el cerebro de los visitantes y quien mando durante gran parte de la primera mitad. De nuevo, el mal del Elche, la falta de gol.

  

Hasta ahí duró el conjunto ilicitano. Antes del descanso el Atleti despertó herido en su orgullo por las ocasiones recibidas y en la segunda parte mandó sin discusión. Simeone metió de primeras a Raúl García y al poco a Diego y Sosa y en medio del acoso Sapunaru regaló un penalti a Villa. Los rojiblancos fueron con descaro a por los tres puntos, haciendo honor al calificativo de final. El Elche, superado, trató de frenar el ritmo del partido, pero el guión era el mismo de siempre.

  

Con el campo inclinado hacia la portería de Manu Herrera, finalmente fue en un córner, en otra jugada ensayada, otro balón parado que vale tres puntos, donde Miranda remató con fuerza a la red rival. Con veinte minutos por delante, el Elche, en territorio comanche, apenas inquietó a un Atleti sabedor de su oficio y que terminó con Diego Costa poniendo la guinda a su gran partido transformando otro penalti de Sapunaru (2-0).